COVID-19 en Perú | Fuente: Andina

El Ministerio de Salud (Minsa) aprobó un documento técnico que establece el uso de fármacos en el tratamiento de personas afectadas por la COVID-19, entre ellos la cloroquina, la azitromicina y antirretrovirales.

La medida fue autorizada a través de una resolución suscrita por el ministro de Salud, Víctor Zamora, como parte del documento técnico que establece las acciones dirigidas a la prevención, diagnóstico y tratamiento de los enfermos por este virus.

El Minsa precisó que entre los medicamentos aprobados figuran la cloroquina, hidroxicloroquina, azitromicina y lopinavir/ritonavir, aunque indicó que "su uso solo será para el manejo de casos moderados y severos" en pacientes hospitalizados y a consideración de los médicos tratantes.

Si bien no hay tratamientos específicos dirigidos a pacientes con sospecha o confirmación de infección por el nuevo coronavirus se informa que existen estudios internacionales sobre el uso de fármacos en atención de pacientes COVID-19 que ofrecen un limitado nivel de evidencia.

En ese sentido, sostuvo que, en consenso con el Grupo de Trabajo la COVID-19, se acogió una solicitud de las sociedades científicas nacionales de poner a consideración de los médicos especialistas tratantes los esquemas de tratamiento sugeridos.

El documento técnico encargó a la Dirección General de Intervenciones Estratégicas en Salud Pública la supervisión, seguimiento y difusión de lo dispuesto en la resolución.

Tratamiento gratuito

El Minsa señaló que los criterios técnicos y procedimientos para la prevención, diagnóstico y tratamiento del coronavirus "en un escenario de transmisión comunitaria" son de aplicación obligatoria en los establecimientos de salud públicos y privados del país.

Estos deberán notificar los casos de la enfermedad de manera obligatoria y en todos los establecimientos de salud del país se garantiza "la gratuidad en el diagnóstico, detección y tratamiento".

El documento también detalla las características principales del nuevo coronavirus, los signos de alarma, factores de riesgo, clasificación clínica, así como la evaluación y manejo de los pacientes.

El Minsa estableció que todos los trabajadores de la sanidad deberán estar vacunados contra la influenza y el neumococo, y se les hará la prueba rápida de detección del COVID-19 si presentan síntomas de Infección Respiratoria Aguda (IRA), han estado en contacto con casos sospechosos o participado en la atención de pacientes con la enfermedad.

De acuerdo con el Centro Nacional de Epidemiología, Prevención y Control de Enfermedades, el país superó el millar de contagios por el coronavirus, con 1.065 casos y 30 fallecidos.

¿Qué opinas?