iPhone
Los equipos aún contaban con red de internet cuando Apple hizo una auditoría tiempo después. | Fuente: Pixabay

La compañía Apple ha denunciado a su antigua socia GEEP Canadá por un presunto robo y reventa de más de 100 mil iPhone, iPads y Apple Watch destinados al reciclaje por la dicha empresa.

De acuerdo con la demanda, informada por The Logic, la parte demandada debía desmontar estos equipos, pero “estos casi 5 mil kilos de mercadería salieron del almacén de la empresa sin ser destruidos.

Apple envió a la empresa de reciclaje más de 500.000 iPhones, iPads y Apple Watch entre enero de 2015 y diciembre de 2017, según el informe. Cuando Apple realizó una auditoría, descubrió que el 18% de esos dispositivos todavía tenían acceso a Internet a través de redes celulares. Ese porcentaje no cuenta los dispositivos Apple sin radio celular, por lo que es posible que se revendiera un porcentaje aún mayor de los dispositivos.

Apple busca obtener al menos 31 millones de dólares canadienses (aproximadamente 22,7 millones de dólares estadounidenses) de su antiguo socio.

La empresa de reciclaje niega todas las irregularidades, pero no niega que haya habido un robo: según los informes, ha presentado una demanda de terceros alegando que tres empleados robaron los dispositivos en su propio nombre. Apple no está de acuerdo, argumentando que estos empleados eran de hecho altos directivos en la empresa de reciclaje, según The Logic.

“Los productos enviados para reciclaje ya no son adecuados para venderlos a los consumidores y si se reconstruyen con piezas falsificadas, podrían causar serios problemas de seguridad, incluidos defectos eléctricos o de la batería”, dice la compañía a The Verge.

Apple presentó la denuncia en enero de 2020, pero se sabe de los robos desde que se descubrieron entre 2017 y 2018. La compañía no ha trabajado con GEEP Canadá desde entonces.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.