Por lo general, las empresas suelen enviar señales previas antes de despedir a alguien. | Fuente: Getty Images

Cuando el momento de tu despido está cerca, las empresas suelen enviar algunas señales previas, a través de tus superiores directos, para que te vayas dando cuenta de que ya no quieren contar contigo.

El motivo del despido puede ser tu bajo rendimiento o razones económicas de la empresa. Cualquiera sea el caso, es importante saber identificar estos indicios para remediar la situación o ir buscando otro trabajo.

En ese sentido, David Monge, director general de la empresa de Recursos Humanos Nexian (España), reveló cuáles son las cinco señales que indican que la compañ+ia está pensando en prescindir de tus servicios.
 
Cambio de actitud evidente en tu jefe: Es fácil descifrar los mensajes que manda tu jefe cuando ya no quiere contar contigo. Podría decirte algo como "deberías encontrar un puesto acorde a tu formación y capacidades".

Tu jefe no te dice nada cuando cometes errores: Cometer errores en el trabajo es normal, pero si tu jefe no repara en ellos y cuando te acercas a disculparte no te presta mucha atención, ten cuidado. Es posible que ya no le importe porque pronto serás sustituido.

Tu jefe acentúa tus errores: Contrario al punto anterior, si tu superior exagera en tus errores y te llama la atención varias veces, podría ser un indicio de que pronto ya no contarán contigo en la empresa.

Ya no te asignan tantas responsabilidades: Si notas que ya no te piden que te quedes más horas, que hagas tiempo extra o que lo que te piden que hagas no exige mucho trabajo, es porque probablemente han dejado de confiar en ti. En este caso, tienes que manifestarte y redimirte potenciando tu trabajo.

Lo que hacías ahora se lo asignan a otro: Cuando tus responsabilidades poco a poco van siendo asignadas a otras personas es porque algo anda mal.

Sepa más:
¿Qué opinas?