¿Cuál es el regalo ideal para su niño esta Navidad?

Exhortan a los padres de familia tener mucho cuidado al momento de adquirir un juguete, más aun con los regalos que no correspondan a la edad del menor.

Ante la proximidad de la celebración por Navidad y la búsqueda del regalo perfecto para el pequeño de la casa, el Ministerio de Salud (Minsa) recomendó dejar de lado los juguetes bélicos como pistolas, espadas, videojuegos con contenido agresivo, entre otros, ya que este tipo de artículos afectan el desarrollo físico y mental de los niños, además de fomentar la violencia en su personalidad.

La psicóloga Gladys Champi Ortiz, del Ministerio de Salud (Minsa), sostuvo a RPP Noticias que los juguetes bélicos no deben ser considerarlos como simples objetos para el entretenimiento en la vida de los niños, pues se debe tener en cuenta que cada artículo es clave para el desarrollo de la identidad, la forma de relacionarse con los otros y de enfrentar las situaciones cotidianas.

"Estos juegos no permiten al niño canalizar su emoción, sino más bien desaforarla y descontrolarla", agregó la especialista. Si bien la reacción agresiva en las personas, especialmente en los niños es natural, este tipo de comportamiento puede canalizarse de manera positiva o negativa, por ello si los niños tienen como estimulo los juguetes bélicos se genera un niño antisocial y agresivo.

En ese sentido, recomendó los juguetes de estimulación visual y auditiva; además de los rompecabezas, carros, instrumentos musicales o juegos que los ayude a interactuar con otras personas; esto será beneficioso para su desarrollo psicomotriz y creativo.

Otra opción son las mascotas como perros, gatos, canarios y conejos, ya que estos ayudan a que los niños reafirmen sus sentimientos de afecto y responsabilidad, pues tendrán que hacerse cargo de su alimentación y aseo.

Champi Ortiz exhortó a los padres de familia tener mucho cuidado al momento de adquirir un juguete, más aun con los regalos que no correspondan a la edad del menor o no tengan advertencias e instrucciones de uso.

Entre los objetos que no se deben adquirir son aquellos que no tengan información de las etiquetas en castellano, carezcan de instrucciones de uso y advertencias de seguridad. Así como aquellos que no adviertan que constan de partes pequeñas y no indiquen la edad recomendada para su uso.