Joven con gigantismo se recupera favorablemente

Paciente se mantiene despierto, activo y hasta el momento no presenta complicaciones; está consciente, tiene actividad motora, aunque no se le permite caminar aún.
Minsa

Después de una delicada operación para extirparle un tumor glandular en la hipófisis, el joven Eliseo Arrieta Águila, ya se encuentra en sala de recuperación; su estado de salud es estable y se recupera favorablemente.

“Eliseo se mantiene despierto y activo y hasta el momento no presenta complicaciones; está consciente, tiene actividad motora, aunque no se le permite caminar dado que necesita reposo tras la operación”, informó un vocero del Instituto Nacional de Ciencias Neurológicas (INCN) del Ministerio de Salud (Minsa).

En INCN refirió que el paciente está respirando normalmente y en cuanto a su alimentación indicaron que en principio le será suministrada por una sonda porque tiene un taponamiento nasal propio de la operación.

Eliseo Arrieta fue sometido a una resección endoscópica de un macro adenoma hipoficiario (tumor en la hipófisis), remanente por vía transnasal y transesfenoidal. Este tumor ha hecho que su organismo produzca la hormona de crecimiento de forma anormal, y a consecuencia de ello ha desarrollado gigantismo y acromegalia.

Hace dos años se le practicó una resección parcial vía transcraneal, pero con el tiempo el tumor creció nuevamente y ahora ha sido abordado por otra vía.

A pesar de la intervención, existe la posibilidad que el tumor vuelva a crecer, por ello se le hará un seguimiento mediante imágenes (resonancia de control). Se estima que en 7 u 8 días Eliseo será dado de alta y en un mes se le practicará la primera resonancia.

El caso de Eliseo resulta particular porque el crecimiento del tumor se presentó cuando aún no había concluido su etapa de desarrollo. Debido a un estímulo hormonal se produjo el cuadro de gigantismo y acromegalia, caso que no es muy frecuente.

Otros pacientes que tienen el mismo problema en una etapa más avanzada de su vida desarrollan solo acromegalia.