Donald Trump fue el que puso como objetivo regresar a la Luna. Ahora quiere metas "más ambiciosas". | Fuente: AFP

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ordenó a la NASA vía Twitter que deje de hablar del regreso a la Luna, una de las prioridades de su administración, en un mensaje ambiguo.

“Por todo el dinero que estamos gastando, la NASA no debería estar hablando sobre la Luna. Lo hicimos hace 50 años. ¡Deberían estar concentrados en cosas mucho más grandes que estamos haciendo, incluyendo Marte (de lo que la Luna es una parte), Defensa y Ciencia!”, tuiteó.

El significado exacto del mensaje es incierto: ¿Reclama a la agencia espacial un cambio en su estrategia de comunicación para jerarquizar la exploración de Marte? ¿O está pidiendo un nuevo cambio de misión?

En su primera directiva presidencial sobre asuntos espaciales, promulgada en 2017, Trump oficializó el interés de Estados Unidos de regresar a la Luna como primer escalón de una futura misión tripulada a Marte. 

Desde entonces, la Nasa ha tenido siempre el satélite de la Tierra como un objetivo indispensable para avanzar hacia las siguientes etapas del proyecto de enviar a los primeros humanos al planeta rojo.

Donald Trump protagoniza desencuentro con la NASA. | Fuente: Casa Blanca | Fotógrafo: Paul D. Williams

El terreno lunar es visto como un campo de experimentación ideal para probar tecnologías, aparatos y vehículos que se utilizarán en futuras expediciones marcianas.

Pero la NASA recalca que en esta caso, a diferencia de las misiones Apollo que se desarrollaron entre 1969 y 1972, Estados Unidos mantendrá una base humana en el satélite.

"No nos conformaremos con plantar bandera, dejar huellas y volver a casa para no regresar más en 50 años", dijo Jim Bridenstine, administrador de la agencia espacial en abril.

En marzo, el gobierno de Trump ordenó a la NASA adelantar el retorno a la Luna de 2028 a 2024. Desde entonces, se ha anunciado también que, por primera vez, una mujer participará de una misión lunar. Muchos dudan que la agencia pueda cumplir con ese calendario.

El tuit de Trump es además llamativo porque raramente habla de la exploración espacial, delegando esos asuntos en el vicepresidente Mike Pence. El presidente se ha enfocado más en el ámbito militar y ordenó en febrero la creación de una fuerza espacial.

El mensaje ambiguo de hoy contradice uno del 13 de mayo, en el que Trump escribió: "Bajo mi administración, restauraremos la grandeza de la NASA y volveremos a la Luna, y después a Marte. ¡Estoy actualizando mi presupuesto para incluir 1,600 millones más así podemos regresar al espacio A LO GRANDE!"

AFP

¿Qué opinas?