NASA
Portada del actualizado plan "Moon to Mars" de la NASA. | Fuente: NASA

La NASA ha publicado una lista actualizada de los objetivos que debe conseguir en su plan para llevar a los primeros humanos a Marte. “Moon to Mars” es el documento que describe como el Programa Artemis que llevará de regreso a astronautas a la Luna es el puente para una eventual misión tripulada al planeta rojo: el objetivo más ambicioso de la agencia espacial estadounidense.

Tal como revela la publicación del pasado martes, la NASA usará estos objetivos como modelo para explicar cómo planea enviar a sus astronautas a Marte. La agencia especial y sus socios comerciales e internacionales adquirirán tecnología y las habilidades que necesitan para poder trabajar en la superficie lunar. Luego, aplicará estos conocimientos para su misión tripulada al planeta rojo cuya fecha tentativa es a finales de la década de 2030 o inicios de la de 2040.

Nuevos objetivos para alcanzar Marte

A inicios de 2022, la NASA detalló 50 objetivos de alto nivel para el programa Artemis y el pasado junio solicitó a miembros de su equipo de trabajo, al público, las empresas privadas y sus socios internacionales que participaran en este documento. Luego, organizó unos talleres para desarrollar ideas con una meta incluso mayor, recibiendo más de 5 mil recomendaciones para refinar su anterior lista.

Los 63 objetivos que se obtuvieron con esta actualización reflejaron una “estrategia madura” de la agencia espacial y sus asociados mientras que elaboran un plan para la “presencia humana sostenida y la exploración en todo el sistema solar, según lo que explicó en un comunicado.

“Nuestro primer borrador de los Objetivos de Luna a Marte fue intencionalmente amplio, y las abrumadoras respuestas que recibimos nos alentaron a ser aún más amplios en algunas áreas, pero más específicos en otras. Pasamos de 50 objetivos a 63, abarcando ciencia multidisciplinaria, transporte y habitación, infraestructura lunar y marciana, operaciones y un nuevo dominio: principios recurrentes”, dijo Pam Melroy, administradora adjunta de la NASA.

Los objetivos de la NASA para llegar a Marte según su categoría

Este replanteamiento de la estrategia está alineado con el programa Artemis que busca regresar a la humanidad a la Luna y mantenerla en el satélite para siempre. Los nuevos 63 objetivos de alto nivel se dividieron en cinco categorías: principios recurrentes, ciencia, infraestructura, transporte y asentamiento, y operaciones.

Los principios recurrentes abarcan temas comunes en todos sus objetivos como son la colaboración con organismos internacionales e industriales, garantizar la salud de los astronautas y devolverlos a la Tierra sanos y salvos, extender al máximo el tiempo disponible para que la tripulación pueda realizar sus actividades de investigación durante la misión y para “fomentar la expansión de la esfera económica más allá de la órbita terrestre para apoyar la industria y la innovación de los Estados Unidos.

Los objetivos científicos de “Moon to Mars” incluyen la ciencia planetaria, solar, humana, biológica y la física básica, así como otros campos. Según lo que indica el plan, se debe “evaluar cómo la interacción de los sistemas de exploración y el entorno del espacio profundo afectan la salud humana, el rendimiento y los factores humanos del espacio para informar futuras misiones de clase de exploración”.

Los objetivos de infraestructura específicos para la Luna y Marte comprenden la generación de energía, numerosas capacidades robóticas, una infraestructura de comunicaciones, navegación y temporización así como también el uso de recursos en dichas áreas. “Planeamos establecer un sistema integrado de sistemas para llevar a cabo una campaña de misiones de exploración humana a la Luna y Marte, mientras vive y trabaja en la superficie lunar y marciana, con un regreso seguro a la Tierra, menciona la agencia respecto al apartado “transporte y vivienda”.

Para los requisitos operativos, se detallan el establecimiento de procesos de comando y control, sistemas operativos de movilidad en la superficie -trajes espaciales, herramientas y vehículos- y la consideración de retrasos en comunicaciones. El documento menciona la “capacidad para encontrar, reparar, actualizar o utilizar instrumentos y equipos de módulos de aterrizaje robóticos o misiones humanas anteriores en la superficie de la Luna y Marte.

Si bien estos objetivos son muy específicos, también resultar algo desalentadores debido a que son sumamente estrictos para asegurar el éxito de la misión y la seguridad de la tripulación. “Los objetivos ayudarán a garantizar que una estrategia a largo plazo para la exploración del sistema solar pueda mantener la constancia de propósito y resistir los cambios políticos y de financiación”, menciona Jim Free, administrador asociado de la NASA para la Dirección de Misión de Desarrollo de Sistemas de Exploración.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico.