Discriminación en el Perú: algunos datos

En nuestro país la tara del racismo y la discriminación también están sumamente extendidas y son un cáncer muy difícil de extirpar.

Alonso Cárdenas

Alonso Cárdenas

COMPARTE

El homicidio de George Floyd en manos de la Policía de Minneapolis, ha causado ira, masivas protestas y actos vandálicos en muchas ciudades de los Estados Unidos. El presidente Donald Trump ha amenazado, con consecuencias imprevisibles, invocar el Acto de Insurrección de 1807, una ley de las épocas de la Guerra Civil que permite al presidente desplegar las fuerzas armadas en el territorio nacional.

El Perú no ha sido ajeno a esta ola mundial de indignación y tanto en medios de comunicación como en redes sociales existen un sinnúmero de  muestras de solidaridad y apoyo al movimiento por los derechos de las y los afroamericanos. Sin embargo, en nuestro país la tara del racismo y la discriminación también están sumamente extendidas y son un cáncer muy difícil de extirpar.

En el 2018, el Ministerio de Cultura publicó la Primera Encuesta de Percepciones y Actitudes sobre Diversidad Cultural y Discriminación étnico-racial, cuyos resultados toman especial vigencia en el actual contexto. Apenas el 48 % de la población conoce o ha oído hablar del término “diversidad cultural”, asociándolo básicamente a las danzas típicas y las fiestas regionales o patronales. De igual forma, más de la mitad de peruanos/as se ha sentido algo discriminado, discriminado o muy discriminado. Para el Ministerio de Cultura las tres principales causas de discriminación en el Perú son: color de la piel (28 %), nivel e ingresos (20 %) y rasgos faciales o físicos (17 %).

| Fuente: Freeimages

Ante la pregunta ¿qué tan racista considera a…? Solamente el 8 % se considera a sí mismo muy racista o racista, sin embargo, el 53 % afirma que los peruanos/as son racistas o muy racistas. En relación con la población afroperuana, el 60 % percibe que es muy discriminada o discriminada por motivos de color de piel, rasgos faciales y porque son asociados a la delincuencia.

Por otra parte, la xenofobia también ha aparecido con fuerza ante la gran migración venezolana de los últimos tres años. En el 2019, el INEI presentó la “Encuesta Dirigida a la Población Venezolana que Reside en el País”. De acuerdo con dicha fuente, el 35,6 % de los venezolanos y venezolanas en nuestro país sufrió discriminación.  Los tres principales lugares donde se realizó dicha discriminación fueron la calle/lugares públicos (64,9 %), centro de trabajo (48 %) y transporte público (25,6 %). Hace pocos días, el congresista Orlando Araque, del partido político Acción Popular, presentó un proyecto de ley para retirar el Permiso Temporal de Permanencia (PTP) de los venezolanos en el Perú.

Finalmente, el Ministerio de Justicia ya ha realizado dos encuestas nacionales sobre percepción en materia de derechos humanos. La primera del 2013 estuvo bajo mi responsabilidad e identificó que el 69 % considera que “muchos medios de comunicación (como la TV) promueven la discriminación”, 59 % señaló que “las personas afrodescendientes son discriminadas en el ámbito laboral”, un preocupante 24 % afirmó que “el VIH – SIDA es una enfermedad de homosexuales, gays, lesbianas y travestis”, por mencionar algunos hallazgos. La segunda encuesta fue presentada en diciembre del 2019, sin embargo por alguna razón los resultados todavía no son públicos.

A manera de conclusión, es sumamente valioso indignarnos y rechazar hechos execrables como los sucedidos recientemente en Minneapolis; pero también debemos sincerarnos y reconocer que como sociedad tenemos un problema muy grave de discriminación y racismo que debemos enfrentar y resolver.

NOTA: “Ni GRUPORPP ni sus directores, accionistas, representantes legales, gerentes y/o empleados serán responsables bajo ninguna circunstancia por las declaraciones, comentarios u opiniones vertidas en la presente columna, siendo el único responsable el autor de la misma”.