Tres crisis que atraviesa Reino Unido

En los últimos meses el Reino Unido viene atravesando tres crisis de distinta índole, que a su vez hacen mella a una economía ya duramente golpeada por la pandemia.

Reino Unido pasa actualmente por tres crisis que golpean al país en simultáneo:

1.- El impacto de la COVID-19 está siendo significativo: Se está registrando un número de casos récord, más de 30,000 diarios. El registro de muertes está llegando a los niveles de febrero. Esto va de la mano con estar más próximo al invierno. Sin embargo, la gran crítica está en la lentitud del gobierno en ejecutar un plan B, y esto implica el retorno al uso de mascarillas como medida obligatoria. Países Bajos (hub internacional) ha decidido ejecutar dicha medida con el objetivo de bajar los contagios.

Asimismo, si se toman medidas restrictivas fuertes es posible la idea de reforzar o prologar el trabajo remoto. El impacto aquí es significativo en términos de caída drástica del consumo de bienes (tiendas o retail), pero también en la restricción de bares y hoteles. Su impacto se vería en la economía local.

2.- La reapertura económica está siendo costosa: Las economías desarrolladas del mundo han podido reabrir parcialmente sus mercados. Uno de estos ha sido el energético, el cual tiene una alta demanda en el Reino Unido y en el resto del mundo. Sin embargo, esta reapertura ha producido un descalce económico, disparando la demanda y por ende empujando los precios de los recursos energéticos (gas y petróleo). Esto impacta en dos niveles los costos de energía de un hogar que se han duplicado.

Asimismo, los costos energéticos de las industrias se han trasladado al consumidor generando un alza de precios significativa (inflación), incluso estas alzas han hecho que algunas empresas o fabricas cierren.

Reino Unido
Un hombre recibe la tercera dosis de la vacuna contra el coronavirus en una residencia en Reino Unido. | Fuente: EFE

3.- El Brexit: Siguiendo con el tema energético, en especial el petróleo, el Brexit entra a tallar aquí. Hay un déficit de choferes especializados y no se puede transportar el petróleo. Las barreras del Brexit no permiten que entren choferes de otras nacionalidades, en especial de la Unión Europea. El Brexit impuso las barreras al Mercado Común Europeo, así no hay libre circulación de personas, y por lo tanto a pesar que hay personas (choferes) que pueden manejar los camiones, estos no pueden entrar y tienen que pedir una visa de trabajo, lo que incrementa los costos del transporte al final.

Esta situación se está extiendo a varias industrias de servicios hoteles y bares principalmente.

Cabe recordar que la monarquía británica, es una monarquía constitucional, es decir que, si bien la reina actúa como jefa de estado de todos los estados miembros del Reino Unido y la Mancomunidad del Commonwealth, las funciones legislativas recaen sobre los diferentes parlamentos y las funciones ejecutivas sobre los primeros ministros de cada país, por lo que no tiene influencia en materia económica. Su impacto se da principalmente en actividades de representación, del sostenimiento de la unidad de reino y en los temas turísticos, pero más allá de eso, no hay un legado al respecto, ya que las medidas no involucran a la Corona.

Lo que sí puedo indicar, según fuente, es que la corona británica le cuesta a cada ciudadano 4.5 Libras Esterlinas.

Los aportes principales de la corona son en el turismo, cooperación internacional, y el soporte a varias delegaciones dentro del sistema Commonwealth que reúne a varias colonias y excolonias.

 

NOTA: “Ni GRUPORPP ni sus directores, accionistas, representantes legales, gerentes y/o empleados serán responsables bajo ninguna circunstancia por las declaraciones, comentarios u opiniones vertidas en la presente columna, siendo el único responsable el autor de la misma”.

Sepa más: