MEF
El titular del MEF, Waldo Mendoza. | Fuente: Andina

El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) calcula que existe el riesgo de que un 15% de los préstamos de Reactiva Perú no sean pagados por las empresas.

Según explicó el titular del MEF, Waldo Mendoza, esta cifra que equivale a cerca de S/ 8,100 millones de los créditos con garantía estatal, tendrían que ser asumidos por el Estado peruano.

"Los bancos pudieron prestar a las empresas a pesar de la mala situación de estas debido a que había una garantía estatal de cada crédito (...) Ese crédito tiene un riesgo, se estima que un 15% del crédito no va a ser pagado, lo cual es una perdida potencial para el Estado. El Estado tendrá que honrar, no en este momento ni en este año (sino en 2022, 2023, 2024 o 2025), aquellos créditos que no han sido pagados por las empresas", dijo en conferencia con la prensa extranjera.

Se estima que solo con Reactiva Perú, el Banco Central de Reserva (BCR) prestó a los bancos casi 8% del PBI a una tasa de interés de 0.5% anual, la tasa más baja de la historia peruano.

Esta garantía estatal cubría entre un 98% y 80% dependiendo del tamaño del préstamo.

Próxima reprogramación de créditos

Ante el riesgo expuesto, el ministro indicó que se está desarrollando un programa para la reprogramación de esos créditos para correr el plazo de pago.

"Ese apoyo evitó un colapso masivo de empresas (...) Sin embargo, la prueba de fuego va a empezar en mayo de este año, en mayo esos créditos empiezan a pagarse. Algunas empresas no se han recuperado totalmente, por eso es que el Gobierno está diseñando programas de reprogramación de esos créditos tanto para los de Cofide como Reactiva Perú", explicó Mendoza.

El titular del MEF precisó que la reprogramación, del programa que emitió cerca de S/60,000 millones, se está trabajando con el Banco Central.

En total con los programas de crédito a empresas, como Reactiva Perú, y los fondos de apoyo empresarial (FAE), los bancos prestaron cerca del 10% del PBI.

NUESTROS PODCAST
INFORMES RPP: Se levanta la cuarentena: medidas económicas