Ruta del Ferrocarril Central no es adecuada para la Línea 2 del Metro

Proinversión señaló que el recorrido de la referida vía férrea no incluye zonas densamente pobladas que generen demandas superiores a 15,000 pasajeros por hora.
Andina

La ruta del Ferrocarril Central no es adecuada para la Línea 2 del Metro de Lima porque no permitiría una adecuada interconexión de pasajeros, informó la Agencia de Promoción de la Inversión Privada (Proinversión).

"Los proyectos de metro requieren que las estaciones se ubiquen estratégicamente en aquellas intersecciones que permitan captar la demanda existente en un radio de 500 metros a lo largo de la ruta, así como la conexión intermodal", indicó a través de comunicado.

Sin embargo, Proinversión precisó que el Ferrocarril Central no cumple con estas condiciones, pues su recorrido no incluye zonas densamente pobladas que generen demandas superiores a 15,000 pasajeros por hora y por dirección. Además, la ruta es muy insegura para los transeúntes.

Asimismo, la vía del Ferrocarril Central recorre en superficie, condición que impide la implementación de un sistema tipo metro, el cual requiere la separación de la infraestructura de las interferencias viales de otros sistemas de transporte.

Prueba de ello es la modificación de superficie a subterráneo que viene implementándose en el Ferrocarril Sarmiento en Argentina.

"Por ello, el Ferrocarril Central no permite cumplir con las necesidades del proyecto y en general del transporte público", refirió.

La Línea del Metro de Lima y Callao pasará por 13 distritos de Lima y el Callao (Ate Vitarte, Santa Anita, El Agustino, San Luis, La Victoria, Cercado de Lima, Jesús María, Breña, San Miguel, Carmen de la Legua, Bellavista, La Perla y El Callao).

Mientras que la ruta del Ferrocarril Central cubre solo siete distritos (Ate Vitarte, Santa Anita, El Agustino, Cercado de Lima, Carmen de la Legua, Bellavista y el Callao).

YA ESTÁ CONCESIONADA

También se debe tener en cuenta que la explotación del Ferrocarril Central se encuentra concesionada a la empresa Ferrovías Central Andina por un plazo de 35 años, cuyo contrato ya establece las obligaciones de las partes y resulta incompatible su adecuación para prestar un servicio tipo metro.

El otro inconveniente es el ancho, pues el Ferrocarril Central tiene un derecho de vía de solo 10 metros y alberga una sola vía, la cual está dedicada al transporte exclusivo de mercancías.

Según Proinversión, no existe experiencia a nivel mundial para combinar los servicios de transporte de un metro con el de transporte exclusivo de mercancías, puesto que son tecnologías y explotaciones muy diferentes.