Web Oficial

El bebé llega con el pan bajo el brazo. Jessica Simpson, quien espera su primer hijo con Eric Johnson, firmó un contrato millonario con una compañía para bajar de peso poco después de dar a luz.

El New York Post dio a conocer que la artista ha recibido varias ofertas para perder peso, pero al final decidió firmar con Weight Watchers, que le pagará cerca de 3 millones de dólares.

En tanto, Jessica disfruta de su embarazo, lo luce y se siente orgullosa. El embarazo la hace llorar y le gusta comer tostadas de mantequilla de maní con mermelada.

El 14 de noviembre de 2010, Jessica Simpson anunció su compromiso con Eric Johnson y el 19 de octubre 2011 confirmó que estaba embarazada por primera vez.