En una gala caracterizada por el "Camp: Notes on Fashion" , Lady Gaga sorprendió con una arriesgada propuesta: lucir no solo un vestido bajo el concepto del artificio, sino cuatro. El primero de esos vestidos era un vestido capa de color fucsia de dimensiones amplias.

| Fuente: EFE

Un misterioso viento deja ver el segundo de los vestidos, bajo la capa fucsia. Se trataba de un elegante atuendo negro con corte palabra de honor y escote asimétrico que tenía volumen al lado izquierdo. 

| Fuente: EFE

Lady Gaga dejó caer la capa fucsia y dejó ver el estiloso vestido negro dejando al público asombrado por la performance.

| Fuente: AFP

Pero eso no era todo: Lady Gaga tomó el paraguas que sostenía uno de sus bailarines y posó a los lentes de los fotgógrafos. 

| Fuente: EFE

Las sorpresas no terminaban: Lady Gaga terminaba de posar con el vestido negro y el paraguas cuando comenzó a quitarse también ese traje: debajo lucía el tercero de sus atuendos.

| Fuente: AFP

De pronto el color volvió a la alfombra roja: Lady Gaga tenía un vestido de corte sirena color fucsia que tenía oculto bajo los anteriores atuendos.

| Fuente: EFE

Con este elegane vestido, Lady Gaga posó al estilo de Marilyn Monroe. 

| Fuente: EFE

Y para sorprender más Lady Gaga comenzó a quitarse el ajustado vestido rosa: ¿había otro traje debajo? La cantante pop se quedó en lenceria (combinado con unas botas de platafarma al estilo drag queen) y regresó a quienes la vieron a su estilo en la famosa "Telephone".

| Fuente: AFP

Luciendo su último atuendo, Lady Gaga se recostó en las escaleras de la alfombra roja para las fotos. 

| Fuente: AFP
¿Qué opinas?