AFP

El central barcelonista Gerard Piqué se ha mostrado autocrítico en la rueda de prensa posterior al entrenamiento del equipo de hoy en Burton (Inglaterra) al admitir que en la actualidad no está "ni entre los tres mejores centrales del mundo".

Espera Piqué que con la ayuda del nuevo entrenador, Luis Enrique Martínez, con quien se siente "muy cómodo" trabajando pueda recuperar su nivel, algo imprescindible para "ser titular del Barça".

El central es consciente de que su nivel futbolístico ha bajado y asegura que no puede estar satisfecho ni por la temporada pasada firmada con el Barça ni con el Mundial realizado con la selección española.

"Sé que puedo recuperar mi nivel", ha dicho Piqué, quien tiene confianza ciega en Luis Enrique. "Estoy convencido de que me ayudará a recuperar mi nivel y estaré arriba", ha comentado.

Ha calificado como "un fracaso" la última temporada del equipo, en la que el Barça solo ganó la Supercopa de España. "Estuvimos cerca de ganar la Copa y la Liga, pero al final fracasamos. Si podemos ganar un poco de nivel, tendremos los títulos muy cerca si se hace con humildad y trabajo", ha insistido.

EFE