La situación de Sport Boys es de temer, puesto que el plantel ha quedado a la deriva y no hay fondos económicos para sostener la campaña, dejando abierta la posibilidad de descender por deudas.

El presidente de la Agremiación de Futbolistas (SAFAP), Francesco Manassero, explicó la situación del cuadro rosado: "Los jugadores han decidido seguir adelante a pesar de la situación del equipo y ellos por amor al Boys y el profesionalismo han decidido seguir en el campeonato o hasta que se lo permita la parte administrativa".

"Acá se necesita dinero para el grupo de jugadores y el comando técnico para que puedan soportar el campeonato y así el Boys no pierda la categoría", remarcó el titular de la SAFAP.

LOS JUGADORES ROSADOS PIDEN APOYO

Jorge Huamán, jugador referente e identificado con Sport Boys, lamenta que el cuadro porteño tenga que padecer en la Segunda División.

"Invocó a las empresas chalacas, a las autoridades, al hincha rosado, que apoyen para salvar al club", dijo Huamán a RPP Noticias.

Finalmente, el ´Chino´ dijo que no hay respuesta alguna de la administración temporal: "No hemos recibido un comunicado de la persona que tomó el mando del club, ya no vamos a esperar eso y ojalá la gente nos apoye".