El hidrobiólogo expuso que, según la última estimación de la organización no gubernamental, se espera que este año lleguen entre 800,000 y un millón de toneladas de esa alga, una cantidad que quintuplica las 170,000 toneladas que llegaron en 2018.

Estas proyecciones sobrepasan las realizadas a principios de año, cuando se estimó que arribarían cerca de 500,000 toneladas. El año pasado se generó en el país una crisis en torno al alga por la perturbación que supuso a la arena blanca y el mar turquesa que caracterizan al Caribe mexicano.

De acuerdo con el Instituto de Ciencias del Mar y Limnología (ICMyL) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), los hoteles de Quintana Roo gastaron al mes cerca de un millón de pesos (52.798 dólares) en la limpieza de las playas.

Este año, si se cumplen los pronósticos, el problema se exacerbará tanto para turistas como para complejos hoteleros y autoridades gubernamentales del estado.

Amaro y su equipo atribuyen el incremento a distintos factores, entre los que destaca el incremento de la temperatura del mar, que favorece la reproducción del sargazo.

También alude "al aumento de los nutrientes que están llegando a través de las cuencas del Amazonas y del Orinoco". "Prácticamente en todas las costas se ha venido intensificando el aporte de material orgánico por las descargas de los ríos hacia el mar", aseguró.

Esas descargas vienen muy saturadas con nutrientes y sedimentos. La mayor cantidad de nutrientes se debe "más que nada a la tala terrible a la que está siendo sometida la selva amazónica".

Por último, "también se ha observado un cambio importante en la dinámica de los vientos" recientemente. "Este año han estado soplando del este hacia el oeste con mayor intensidad que el año pasado", aseveró.

Sobre las zonas más afectadas, apuntó hacia la extensión que abarca desde el sur de Cancún pasando por Playa del Carmen, Tulum, afectando también a la isla de Cozumel, la cual no se ha podido librar del recale masivo del alga.

En la costa de Tulum se pueden ya observar grandes cantidades de sargazo sobre los arenales y una extensa franja mar adentro que ya luce un color ocre.  En algunos tramos, la mancha de sargazo que está mar adentro abarca poco más de 300 metros cuadrados y en otros llega a superar los 400.

Los paraísos de Holbox e Isla Mujeres corren con mejor suerte, pues según el experto, "allí está llegando muy poco sargazo". El sargazo se origina en el Mar de los Sargazos, ubicado en el océano Atlántico, entre las costas de Estados Unidos y Europa.

Sin embargo, desde hace más de un lustro se desprendió una gran porción de este y se ubicó entre las costas de África y Brasil, desde donde las corrientes marinas lo trasladan hacia el mar Caribe.

Según numerosas investigaciones científicas, se deduce que las causas del incremento pueden ser el aumento de la temperatura en las aguas marinas y los vertidos de desechos de materia orgánica en ríos de países centroamericanos, lo cual acelera el ciclo de vida y reproducción del alga.  Y es que el alga actualmente es capaz de duplicar su biomasa en 11 días, mientras que antes le tomaba 50.

¿Qué opinas?