La presidenta de Chile, Michelle Bachelet, aseguró que su país continuará trabajando en una agenda inteligente y en la construcción de confianzas con el Perú, con el objetivo de establecer una relación de paz en toda la América Latina.

Según informa la edición online del Mercurio de Chile, la mandataria descartó que su gobierno llame al embajador de Chile en Perú, Fabio Vío, por el supuesto desaire militar peruano ocurrido durante un acto de homenaje a Bernardo O"Higgins en la Embajada chilena en Lima.

"No es necesario, porque ha existido una información permanente del embajador hacia la Cancillería y por otro lado seré el embajador quien reciba la explicación del Gobierno peruano", añadió.

Asimismo, dijo que si bien hay situaciones que han disminuido avanzar en ciertas áreas con Perú, reiteró que Chile quiere tener una relación de buena vecindad, y de seguir trabajando en áreas como el intercambio en el ámbito empresarial.

Agregó que "hay demasiada sensibilidad en nuestro país vecino. Cada vez que el Gobierno se sumaba a una nueva adquisición (de armamento) y cuando yo era ministra de defensa tomaba el teléfono y llamaba a mis tres vecinos para informarles".