Foto: EFE (Referencial)

En un esfuerzo por reducir los efectos de la piratería en la industria musical, los dos sellos discográficos más importantes del Reino Unido pondrán en venta los nuevos sencillos en cuanto se difundan por las ondas.

Universal y Sony Music confían en convencer así a los consumidores más jóvenes de que compren esos discos para escucharlos inmediatamente en lugar de piratearlos de las emisiones radiofónicas por internet, informa hoy el diario The Guardian.

Según David Joseph, director ejecutivo de Universal Music, "esperar no es una palabra que entienda la actual generación. No tiene sentido confiar en que se va a generar demanda de una canción difundiéndola varias semanas antes por la radio".

Tradicionalmente, las nuevas canciones solían emitirse durante un plazo de hasta seis semanas por la radio antes de ponerse en venta.

"Nos hemos dado cuenta de que en el viejo sistema, la búsqueda de las nuevas canciones en Google o iTunes alcanzaba su cenit dos semanas antes de que se pusieran en venta, lo que significa que el público ya las había pirateado o que iba a aburrirse pronto de ellas", agrega Joseph, citado por el periódico.

Sony, que comenzará la nueva estrategia en febrero próximo, al mismo tiempo que Universal, señaló también que en la era de la "gratificación instantánea" no tiene sentido seguir como hasta ahora.

La piratería sigue siendo un problema para la industria musical británica: las ventas en general cayeron casi un 6 por ciento el año pasado y en concreto la de álbumes lo hizo en un 7 por cien, pese al éxito que supuso la vuelta de Robbie Williams a Take That y la fábrica de éxitos que supone el programa de televisión "X Factor".

EFE