Casos de coronavirus aumenta en Países Bajos.
Casos de coronavirus aumenta en Países Bajos. | Fuente: EFE

El Gobierno neerlandés alertó este martes de que Países Bajos se encuentra en “una encrucijada” tras el disparo de contagios de coronavirus en un 27% esta última semana, por lo que mantiene el “confinamiento parcial” de cara a Navidad y no descarta anunciar medidas más estrictas el 22 de diciembre.

En una rueda de prensa, el primer ministro Mark Rutte subrayó que la situación en el país “no va nada bien” y lamentó que “la realidad de hoy es que estamos en una encrucijada: o nos aseguramos con nuestro comportamiento de que las cifras bajen, o siguen subiendo y no descarto que vuelva antes de Navidad con medidas más estrictas”.

Mantener el “confinamiento parcial” hasta enero de 2021 supone que los hogares no pueden recibir a más de tres invitados por día en interiores, y que no pueden reunirse grupos de más de cuatro personas en exteriores, además de mantenerse el cierre del sector de la hostelería anunciado a mediados de octubre.

Los restaurantes neerlandeses han estado exigiendo estos días que se les permita reabrir sus puertas porque ya no pueden hacer frente a las pérdidas, pero Rutte lamentó que no planea, a corto plazo, permitir a este sector volver al trabajo y, solo si las hospitalizaciones bajan, “se puede volver a hablar”.

Rutte subrayó que “después de nueve meses, es lógico que todos estemos cansados del coronavirus”, pero el ministro de Sanidad, Hugo de Jonge, alertó de que “solo la vacunación nos sacará de esta crisis” y añadió que esta situación es “un rompecabezas complicado y no tenemos todo bajo control”.

Los contagios por coronavirus en Países Bajos aumentaron en un 27% en la última semana, alertó hoy el Instituto de Salud Pública (RIVM), un incremento de casos que “parece” tener una conexión directa con las aglomeraciones en las calles comerciales durante Black Friday, según Aura Timen, jefa del Centro de Control de Enfermedades Infecciosas.

En términos de periodo de tiempo, coincide exactamente. Vimos lo ocupadas que estaban las calles principales y una semana después comenzó el aumento. Parece haber una conexión clara y lo vemos en los números”, aseguró sobre el pasado 27 de noviembre.

Justo una semana después de una jornada de descuentos comerciales, el número de casos positivos pasó de 33 949 la semana pasada, a 43 103 casos estos últimos siete días.

Sin embargo, el mayor aumento de contagios se observó en las visitas domiciliarias a amigos y familiares, que ascendió en un 1,5% en los últimos días, lo que representa en términos absolutos más de 1 000 casos por semana.

De Jonge también explicó un cambio en la estrategia de vacunación a partir de enero, que supondrá dar prioridad a los trabajadores de las residencias, de la atención a personas con discapacidad y de la atención domiciliaria, y después les seguirán los ancianos, antes de pasar el próximo verano a vacunar a las personas sanas de entre 18 y 60 años.

EFE