Trump visita Escocia, una región con la que mantiene una turbulenta relación

Pese a ser la tierra natal de su madre, la gestión de sus dos campos de golf le ha enfrentado a ecologistas, residentes y hasta al Gobierno escocés.
La última visita de Trump a Escocia se produjo en junio de 2016, cuando ya era el candidato presidencial. | Fuente: EFE

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, visita este fin de semana Escocia, una región con la que mantiene una turbulenta relación, ya que, pese a ser la tierra natal de su madre, la gestión de sus dos campos de golf le ha enfrentado a ecologistas, residentes y hasta al Gobierno escocés.

Mary Anne MacLeod, madre del presidente, tenía tan solo 18 años cuando en 1930 abandonó la remota isla de Lewis, en el norte de Escocia, para probar suerte en Nueva York, formando parte así de la gran diáspora de escoceses que a inicios del siglo pasado emigraron a EE.UU. y Canadá en busca de mejores perspectivas.

Seis años después de conseguir su primer trabajo como empleada del hogar, Mary Anne se casó con el exitoso promotor inmobiliario Frederick Trump y en 1946 nació el cuarto de sus cinco hijos, Donald John, quien en noviembre de 2016 se convirtió en el 45 presidente de la primera potencia mundial.

"Trump mantiene una conexión especial con Escocia por los orígenes de su madre, pero lo cierto es que los escoceses son bastante críticos con él", dijo a EFE Frank Cogliano, profesor de Historia de la Universidad de Edimburgo.

En tierras escocesas Trump todavía conserva tres primos y regenta dos complejos de lujo con campos de golf. En uno de ellos, el Trump Turnberry, ubicado frente a la costa suroeste de Ayrshire, el presidente y su esposa Melania pasarán el fin de semana, tras llegar ayer al aeropuerto Prestwick de Glasgow, desde donde mañana partirán hacia Finlandia.

La última visita de líder estadounidense a Escocia se produjo en junio de 2016, cuando ya era el candidato del Partido Republicano a ocupar la Casa Blanca y justo un día después de que el Reino Unido votase en referéndum a favor de salir de la Unión Europea, una decisión que el hoy presidente celebró.

En aquella ocasión, un grupo de manifestantes se concentró a las puertas del Trump Turnberry, una acción que previsiblemente se repetirá hoy ante sus dos complejos de golf y en distintas ciudades escocesas, especialmente en Edimburgo, donde se espera que la protesta ante el Parlamento congregue a miles de personas. (EFE)


¿Qué opinas?