De acuerdo con la información recogida, no es usual que quienes aplican a una reasignación de sexo retrocedan en su decisión. | Fuente: Flickr

Luego de que en el 2008 se instituyera el juicio especial por reasignación para la concordancia sexogenérica, y en el 2015 se aprobara el procedimiento legislativo de identidad de género, Ciudad de México ha registrado una alta cifra de trámites de esta índole, que alcanzan los 4 091, de enero del 2009 a mayo de este año. Esto de acuerdo con los datos obtenidos vía solicitud de transparencia en la Consejería Jurídica y de Servicios Legales de la capital del país, realizada por el diario El Universal.

Se registran 23 casos de menores de edad, de los cuales 13 ya han tenido acceso a una reasignación genérica y en 10 ocasiones un cambio de identidad de género, que se define comola forma en la que una persona se identifica con el género femenino o masculino. El grupo de edad que tiene más asentamientos es el de 18 a 19 años, con el 60% del total de los casos.

Fueron los legisladores Paulo Soto Maldonado y Temístocles Villanueva Ramos quienes promovieron un dictamen de reformas al Código Civil y de Procedimientos Civiles del Distrito Federal, para que se permita que niños, niñas y adolescentes transgénero (personas a las que se les ha asignado un sexo al nacer pero perciben una identidad de género distinta) puedan tener acceso a un acta de nacimiento de reasignación de género en la cual no se contemple un límite de edad.

En declaraciones a El Universal, la legisladora mexicana Soto Maldonado declaró que México cuenta con el apoyo de la Comisión de Derechos Humanos, que realiza su trabajo en torno a los derechos de las infancias. La legisladora aclaró, no obstante, que no se trata de nada nuevo, debido a que el Código Penal ya permitía que cualquier menor de edad pueda solicitar su cambio de identidad sexogenérica.

“Lo único que estamos haciendo es eliminando los elementos discriminatorios del procedimiento, facilitándole el camino a las familias, a los niños, niñas y adolescentes que requieran este trámite”, aseguró y agregó que una persona puede dar marcha atrás en el cambio de identidad.

No todos están a favor de la aprobación de este dictamen: el diputado Christian von Roehrich ha expresado estar en desacuerdo con que los menores de edad accedan a esta posibilidad. En este sentido aseguró que un niño no tiene “capacidad sicosexual” para definir si quiere cambiar su género, por lo que pretende presentar una acción de inconstitucionalidad ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

¿Qué opinas?