Contraloría
Tramo del río La Leche donde la Contraloría advirtió irregularidades | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Cortesía

La Contraloría General advirtió que el Programa Subsectorial de Irrigaciones (PSI) pagó 7 millones 655 mil 279 soles por trabajos que nunca se ejecutaron y por otros sin sustento técnico a la empresa contratista que ejecutó la descolmatación del cauce del río La Leche Tramo I, a la altura del distrito de Íllimo, provincia y región Lambayeque.

En su informe, el máximo órgano de control detalla que sí advirtió hasta en cuatro oportunidades al PSI sobre situaciones adversas en la ejecución de estos trabajos de la Reconstrucción con Cambios, cuyo presupuesto total ascendió a 21 millones 292 mil 689 soles.

El proyecto denominado “Contratación del Servicio de Elaboración de la Ficha Técnica Definitiva y Descolmatación de Cauce del Río La Leche Tramo I” se ejecutó del 22 de agosto al 18 de diciembre de 2018.

Informe Contraloría
Detalle del perjuicio económico en trabajos en el río La Leche ejecutada por el PSI | Fuente: RPP Noticias | Fotógrafo: Cortesía

Riesgos advertidos

La Contraloría da cuenta que el PSI pagó valorización única, validando en su totalidad la presentada por el contratista, a pesar de la advertencia que hizo sobre trabajos no ejecutados, labores cuantificadas en el papel pero no ejecutadas en el campo. Así como de otros trabajos que no cuentan con sustento técnico.

Al recibir la obra, el Proyecto Subsectorial de Irrigaciones solo aplicó la penalidad por el rubro “otras penalidades” y no la que corresponde a mora en la ejecución de la prestación; ante lo cual no solo persisten los riesgos anteriormente comunicados sino que se genera el peligro que se consolide el potencial perjuicio económico e incumplimiento del contrato.

En tanto, el supervisor de la actividad se pronunció dando conformidad a la culminación del servicio, sin objetar trabajos no ejecutados, labores cuantificadas pero no ejecutadas y otras actividades cuantificadas sin sustento técnico, los cuales finalmente fueron pagados por el PSI.  

Es más, la entidad contratante efectuó las acciones para llevar a cabo la recepción del servicio, con la intervención del citado supervisor como miembro del comité, donde tampoco se objetaron las deficiencias. En tal sentido, la Contraloría enfatiza en que el PSI debió valorar la actuación de los anteriores comités de recepción e informes de control concurrente, a fin de tomar en cuenta la eventual resolución del contrato.