Abimael Guzmán
La violencia terrorista dejó 70 000 muertos y más de 21 000 personas desaparecidas, según cifras oficiales actualizadas en 2018. | Fuente: AFP

Los familiares de peruanos desaparecidos durante el conflicto interno entre 1980 y 2000 piden una sola cosa: los restos del cabecilla de la agrupación terrorista Sendero Luminoso, Abimael Guzmán, fallecido hace una semana en prisión, deben ser cremados y entregados a sus familiares y evitar así que su tumba se convierta en lugar de culto.

"Yo no estaría de acuerdo que lo entierren en un mausoleo, sino que lo incineren y entreguen sus cenizas a sus familiares. Hay que llevarlo lejos del Perú", dice a la AFP Adelina García, presidenta de la Asociación Nacional de Familiares de Secuestrados, Detenidos y Desaparecidos del Perú (Anfasep).

Es "lo que merece este señor asesino. Este señor Abimael Guzmán inició la violencia", agrega indignada, sentada al lado del cuartel del ejército en Ayacucho.

Esta región, marcada por la pobreza y una población de mayoría campesina, fue cuna de Sendero Luminoso y epicentro del terror que durante dos décadas tuvo a la población bajo el fuego cruzado de las guerrillas y las fuerzas armadas que las combatieron.

Sendero Luminoso lanzó una "guerra popular del campo a la ciudad" marcada por cruentas acciones terroristas desde 1980 hasta su derrota ante las fuerzas de seguridad en 2000. La violencia dejó 70 000 muertos y más de 21 000 personas desaparecidas, según cifras oficiales actualizadas en 2018.

Ayacucho concentra 40% de los casos de desaparecidos de Perú.

Mientras que la Comisión de la Verdad y Reconciliación determinó en 2003 que los guerrilleros son responsables de 54% de las muertes durante el conflicto, también señaló a los militares por el 46% restante.

'La Hoyada'

'La Hoyada' es un terreno baldío en la ciudad de Ayacucho. Colinda con el cuartel 'Los Cabitos', donde los militares incineraban en hornos los cadáveres de detenidos sospechosos de pertenecer a Sendero Luminoso, según testimonios públicos.

En este inmenso terreno, de 4,5 hectáreas, se levantan ahora decenas de cruces blancas y marrones rodeadas de ichu (pasto del altiplano andino) con los nombres de las víctimas de desapariciones forzadas entre 1980 y 2000.

Adelina García, vestida con sombrero andino y pollera, recuerda a su esposo, Zósimo Tenorio, desaparecido ahí hace 38 años.

"En este lugar muchas personas han perdido la vida, muchas pidieron auxilio. A las personas inocentes los han desaparecido, los han quemado", indica frente a los restos del reservorio de combustible que abastecía al horno del cuartel.

Se estima que el horno, del que aún se conservan restos, sirvió de crematorio para desaparecer los cuerpos de más de 100 personas.

"Los militares los traían acá y mataban a las personas con culpa o sin culpa. En esos años no estaba bien lo que hicieron, culpaban a todos de senderistas", dijo en quechua a la AFP Caledonia Yucra Escalante.

Pero esta mujer de 58 años no olvida quién lanzó el primer disparo.

"Por culpa de él (Abimael Guzmán) mataron a parte de mi familia y quemaron mi casa. Lo odiamos, él empezó todo", declaró Yucra apoyada en la traducción por su hija.

Santuario de la Memoria

Anfasep gestiona la construcción de un 'Santuario de la Memoria' en 'La Hoyada' para evitar invasiones y mantener vivo el recuerdo de las víctimas.

Entre 2005 y 2010, un equipo forense de la fiscalía realizó 3.031 excavaciones en el área y determinó la existencia de dos hornos crematorios y los restos óseos de 109 personas.

De esos restos, 54 eran cuerpos íntegros con ropa, manos atadas y cabeza cubierta. Todos tenían orificios de disparos en el cráneo. También se encontraron restos de mujeres que cursaban embarazos, según la Anfasep.

Las desapariciones, torturas y asesinatos en "Los Cabitos" datan de 1983, cuando las fuerzas armadas fueron encargadas de la lucha contra el terrorismo.

"A nivel nacional hay 21.800 desaparecidos, pero en Ayacucho más de 8.000 desaparecidos faltan aún por encontrar", asegura García.

El gobierno promulgó el viernes una ley que permite cremar el cuerpo de Guzmán, que yace desde el sábado en una morgue.

AFP


Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

- ‘Espacio Vital’: ¿La variante británica de la COVID-19 es más letal? El Dr. Elmer Huerta responde: