Iván Rodríguez Chávez, presidente de la Asamblea Nacional de Rectores (ANR), rechazó la posibilidad de que las universidades peruanas tengan que ser regidas por un ente adscrito al Poder Ejecutivo, al advertir que ello representaría perder autonomía.

Explicó que según el proyecto de ley para modificar la Ley Universitaria, se crearía la Superintendencia Nacional de Universidades, la cual tendría facultades para aprobar o desaprobar planes de estudio, así también tendría competencias para el nombramiento, ratificación y promoción de profesores.

"El problema fundamental está en la composición, atribuciones y adscripción de este órgano al Ejecutivo. Basta esa medida para que se acabe la autonomía", afirmó en entrevista con RPP Noticias.

Rodríguez Chávez sostuvo que debe mantenerse la ANR, un ente compuesto por gente de las propias universidades, y -según dijo- un sistema que se aplica en cualquier país del mundo.
 
Añadió que "la autonomía lleva a la autorregulación" y en esa misma línea, el también rector de la Universidad Ricardo Palma aseguró que las casas superiores de estudio son capaces de "auto reformarse".

"Por supuesto que sí, porque hay una sincronización entre los requerimientos del mercado y la formación universitaria", anotó.

Añadió que más allá de la instrucción académica que brindan las universidades también está el auto aprendizaje.

"Hay que saber que en las universidades no solo se forma por el aprendizaje sino por el auto aprendizaje, y el profesional pone sus cualidades que lo llevan al éxito", sentenció.