Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables.
Pese al incremento de su presupuesto a 697 millones para el 2021, el Ministerio de la Mujer continúa siendo el sector con menos recursos. | Fuente: MIMP

Tres partidos políticos plantean en sus programas de gobierno eliminar o 'fusionar' con otras carteras el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), de cara a las Elecciones Generales 2021. Estos son: Alianza para el Progreso, de César Acuña; Podemos Perú, de Daniel Urresti; y Renovación Popular, de Rafael López Aliaga. 

El Ministerio de la Mujer se creó el 29 de octubre de 1996, mediante el Decreto Legislativo N°866. Su misión -aunque ha variado con el tiempo- tiene como principio fundamental la promoción de la igualdad de oportunidades, impulsando el desarrollo de la mujer y fortaleciendo la protección de las poblaciones vulnerables. Sin embargo, luego de 25 años en funciones, las organizaciones lideradas por Acuña, Urresti y López Aliaga han considerado su fusión e incluso su desaparición. ¿Cuáles serían los efectos de esta propuesta?

El partido de César Acuña propone en su plan de gobierno la absorción del MIMP a cargo del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (Midis), como parte de una reforma del Poder Ejecutivo que prevé la restructuración de los 18 ministerios para el 2022. Según el documento de Alianza para el Progreso, el Midis pasaría a administrar cuatro viceministerios: de Políticas y evaluación social, de Prestaciones sociales, de la Mujer, y de Poblaciones Vulnerables.

Otra iniciativa similar ha sido presentada por la agrupación Podemos Perú: “la fusión de los ministerios sociales”. La organización política de Daniel Urresti ha previsto en un eventual gobierno suyo la ejecución de reformas ministeriales con el objetivo de modernizar el Estado. En esa línea, su programa de gobierno indica que el Midis y el MIMP se unirían en un solo Ministerio de Ciudadanía, Familia y Desarrollo Social.

En el caso de Renovación Popular, su plan de gobierno solo contempla la disminución del número de ministerios, “tomando como preceptos para dicha reducción la ineficiencia, el sobredimensionamiento de la burocracia estatal y los abultados gastos corrientes”. No obstante, su candidato presidencial Rafael López Aliaga ha declarado públicamente que eliminará 9 despachos ministeriales, mencionando directamente al Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables. "También eliminaremos el Ministerio de la Mujer. ¿Cuántas casas de acogidas hizo para las mujeres golpeadas? Ninguna", dijo el candidato en una entrevista con La República.

Cabe resaltar que los planes de gobierno de las tres organizaciones políticas, Alianza para el Progreso, Podemos Perú y Renovación Popular, no precisan razones técnicas que sustenten específicamente estas propuestas.

De acuerdo al MIMP, 97 mil mujeres denunciaron que sufrieron violencia durante el estado de emergencia sanitaria.
De acuerdo al MIMP, 97 mil mujeres denunciaron que sufrieron violencia durante el estado de emergencia sanitaria. | Fuente: Andina

"Un ataque contra la lucha por la igualdad de género"

El MIMP surge con la intención de dar institucionalidad a los derechos de las mujeres, es decir, que el Estado reconozca dichas facultades y vele por las mismas. En ese sentido, para la directora de la organización Flora Tristán, Liz Meléndez, proponer su eliminación o fusión "es un ataque" a los avances en la lucha por la igualdad de género.

"Retirar este ministerio es una respuesta de oposición al avance en los derechos de las mujeres y al discurso de la igualdad. Fusionarlo con el Midis tiene muchas implicancias como quitarle institucionalidad, quitarle presupuesto, quitar la posibilidad de hacer políticas específicas. Es una medida nefasta", agrega Meléndez.

Al respecto, la abogada especialista en violencia de género Brenda Álvarez agrega que a partir de la creación del MIMP los casos de violencia contra la mujer han sido reconocidos como un problema importante que requiere de medidas específicas en atención, prevención y sanción.

"En un país en el que las violaciones a niñas y los feminicidios son el pan de cada día, eliminar el ministerio [de la Mujer] que temáticamente se encarga abordar estas problemáticas sería un crimen", considera Álvarez.

La Línea 100, del MIMP, registró 235 mil llamadas y el 59% de ellas fueron sobre violencia económica, psicológica, sexual y física.
La Línea 100, del MIMP, registró 235 mil llamadas y el 59% de ellas fueron sobre violencia económica, psicológica, sexual y física. | Fuente: Andina

LAS IDEAS DETRÁS DE LA PROPUESTA

"La protección de las mujeres siempre se ha querido ver dentro del ámbito familiar, pero la discriminación y la violencia no se viven solamente dentro de la familia. Hay otras dimensiones, espacios públicos. Las mujeres tienen que ser situadas como sujetas de derecho en todos los ámbitos. De lo contrario, sería un retroceso tremendo frente a los acuerdos internacionales, como la conferencia de Beijing", acota Liz Meléndez.

Por su lado, la abogada Brenda Álvarez coincide en que la pérdida de la institucionalidad del Ministerio de la Mujer se opone a los estándares internacionales sobre las políticas para enfrentar la violencia de género en el mundo. Resalta, además, que la propuesta de los partidos de Acuña, Urresti y López Aliaga "es antitécnica".

"De hecho, estas propuestas son meramente ideológicas de sectores conservadores, como el Opus Dei, que pugnan por hacernos retroceder a un tiempo donde las mujeres teníamos que pedir permiso a nuestras parejas para trabajar", afirma Álvarez.

Es importante señalar que en el 2020 los Centros de Emergencia Mujer han atendido más de 114 mil casos de violencia de género en medio de la emergencia sanitaria, 67 mil denuncias menos que el año anterior. Y, si bien es cierto que la disminución de las cifras durante la pandemia no garantiza la reducción de los índices de violencia contra la mujer, el trabajo realizado por este ministerio a pesar de su bajo presupuesto (697 millones) no debe pasar desapercibido.

La fusión de los ministerios sociales, la absorción a cargo del Midis o simplemente la eliminación son las propuestas de Renovación Popular, Podemos Perú y Alianza para el Progreso sobre el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables de llegar a la presidencia de la República en estas Elecciones 2021.