iPhone
Los iPhone no son más privados que los Android, según un estudio de la Universidad de Oxford. | Fuente: Unsplash

Ninguno de los dos principales sistemas operativos móviles logra ofrecer una alta privacidad en los teléfonos inteligentes, según un estudio realizado por expertos de la Universidad de Oxford en Inglaterra.

En el artículo titulado "¿Son los iPhone realmente mejores para la privacidad? Estudio comparativo de aplicaciones en iOS y Android", los investigadores examinaron 24 mil aplicaciones de Android y iOS disponibles en 2020.

Los expertos concluyeron que los iPhone no son mejores para la privacidad que las aplicaciones de Android, además de que ambas plataformas no protegen los datos de sus usuarios.

Apps
Las aplicaciones no son privadas, tanto en iOS como en Android. | Fuente: Unsplash

iOS y Android no son privadas

El equipo investigador analizó 12,000 aplicaciones de cada ecosistema, las probaron mediante análisis estático y análisis dinámico, observaron las bibliotecas de seguimiento y las empresas detrás de ellas, verificaron el tráfico de la red en busca de información de identificación personal (PII) y analizaron los permisos.

"Descubrimos que el seguimiento de terceros y el intercambio de identificadores de usuario únicos estaba muy extendido en aplicaciones de ambos ecosistemas, incluso en aplicaciones dirigidas a niños", dice la investigación.

Además, la mayoría de las aplicaciones en cualquiera de las plataformas (el 90% en Android y más del 60% de iOS) compartieron datos con empresas de seguimiento propiedad de Google.

Casi todas las empresas de seguimiento observadas tenían su sede en Estados Unidos, aproximadamente el 9,5% de las aplicaciones de iOS y el 5% de Android utilizaban rastreadores chinos; mientras que el 7,5% de apps de iOS y el 2% de Android utilizaron rastreadores indios.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.