Criptomonedas
Las criptomonedas están pasando por una etapa de cambios menores en sus precios. ¿Continuarán así hasta finales de año? | Fuente: Foto de Art Rachen en Unsplash

 

Este 2022 es un año difícil para los inversores en criptomonedas. Tras un repunte histórico en medio del inicio de la pandemia y los máximos históricos en el 2021, estos últimos meses han sido de descenso paulatino. No solo la inflación ha sido chocante, sino también las múltiples estafas o situaciones polémicas que las han llevado a los valores de monedas como el bitcoin y el ethereum a caída libre.

No obstante, agosto y septiembre han logrado calmar el panorama para el último ciclo del año. ¿Estamos en una tendencia de paz? ¿O es la calma antes de la tormenta?

Ethereum y su ‘Merge’ que cambia el panorama

El principal cambio que está viendo el mercado criptográfico en la actualidad es el de ethereum, la segunda moneda más grande solo detrás del bitcoin.

En la pasada semana, llegó la esperada actualización ‘The Merge’ a la cadena de bloques de la divisa, pasando de la llamada Prueba de Trabajo (PoW), que necesitaba de granjas de computadoras para minar recompensas, a la llamada Prueba de Participación (PoS), donde las transacciones se valida con otras monedas, en una especie de inversión-rentabilidad.

“The Merge trae una propuesta que no se había visto de manera exitoso en el mundo cripto. Busca darle otro enfoque a la red ethereum más sostenible, más eficiente y eso puede desencadenar o que el precio llegue a subir o llegue a bajar”, comenta Carlos Bernos, Country Manager para Perú de Buda.com.

Sin embargo, el paso, gigante en cuestiones de ahorro energético, no ha sido bien recibido por el mercado, provocando una caída del valor del ether. ¿La razón? Estados Unidos ha hablado y ha señalado que ahora la moneda ya no se comporta como tal, sino más bien como una acción bursátil.

El presidente de la Comisión de Bolsa y Valores (SEC), Gary Gensler, señaló que el ethereum ahora pueden hacer inversiones y recoger beneficios a largo plazo, además de poder lograr préstamos mediante su tecnología. Por este comportamiento, ethereum dejaría de ser vista como una criptomoneda, sino como una acción (security) que genera rentabilidad. Ahora, las compañías que puedan ofrecer préstamos, deberán pasar una nueva legislación y deberán registrarse oficialmente, contradiciendo muchos postulados que acompañan a las criptos desde su concepción.

El impacto ha sido fuerte. CoinMarketCap nos ilustra: Ethereum pasó de valer 1700 dólares en promedio hace una semana a la cifra de 1300. El movimiento arrastra al resto, incluyendo a la propia bitcoin, que ahora ha vuelto por debajo de los 20 mil dólares.

Criptomonedas
Panorama de las criptomonedas este lunes 19 de septiembre. | Fuente: CoinMarketCap

¿El cambio generará mayores caídas en el mercado? “Es difícil hacer predicciones de corto plazo. Lo que hemos visto en este tipo de valles en los precios es que los participantes los aprovechan para llevar la tecnología, la adopción y el ecosistema adelante”, menciona Matías Romero, Country Manager de la casa de cambios Buenbit. “Estamos en medio de la migración del mecanismo de consenso de Ethereum - la segunda blockchain más grande del mundo - de Proof of Work a Proof of Stake, incrementando la eficiencia, reduciendo el consumo de energía y sentando las bases para su escalabilidad”.

¿Etapa de consolidación?

Pero, dejando de lado lo coyuntural del ethereum, los últimos meses en el mercado general han sido de tranquilidad sin mayores sobresaltos tras los escándalos como Luna o Celsius. ¿Esto da pie a pensar en una etapa de recuperación?

“Lo que ha sucedido siempre es un mercado alcista, para estar luego acompañado de un mercado a la baja. Los mercados son cíclicos: yo esperaría a tener unas tres o cuatro etapas de acumulación, similar a lo que ha pasado en los últimos 2 o 3 meses, sin mayores fluctuaciones del precio”, refiere Bernos.

El especialista expande su idea afirmando que “no estamos en un momento de recuperación a nivel del precio” a comparación de lapsos como, por ejemplo, 2021.

“No hubo un evento de mercado al día de hoy que reviente y que haga que el precio catapulte la demanda. Difícil también encontrar un hecho de esa naturaleza sobre todo porque el contexto macroeconómico ha sido más desafiante. Los inversores tienen que priorizar su dinero o en lo que quiere apostar. Este año, la realidad es distinta: hay una tasa de inflación más alta y hechos como Celsius o Terra-Luna han afectado la confianza”.

“Esperamos que la adopción y uso de las criptomonedas va a seguir creciendo, y Latam va a ser unos de los mercados donde se deposite más atención por parte de jugadores regionales y globales”, declara por su parte Romero.

Y los peruanos ¿qué debemos esperar?

El ejecutivo de Buenbit nos cuenta una serie de datos importantes en cuanto a la adopción de las criptomonedas en Perú.

“Hoy más de 1.2 millones de peruanos ya cuentan con alguna criptomoneda, de acuerdo con la firma Triple A. El país ocupa el puesto 22 de 154 del mundo y cuarto en Latinoamérica en términos de adopción cripto (Chainalysis). Y, de acuerdo con Sherlock Communications, 12 % de los encuestados por esta compañía está seguro de que comprará criptomonedas este año. En encuestas anteriores, esta cifra alcanzaba apenas el 1 %", comenta.

Asimismo, anticipa la llegada del "producto de préstamos en nuPEN", una moneda estable que sigue al sol peruano. "Los usuarios podrán acceder a préstamos a tasas muy competitivas en segundos dejando DAI, la stablecoin que sigue al dólar americano, como colateral. Estos préstamos no sumamente flexibles. No tienen pagos mínimos, cronograma de pagos ni penalidades".

Bernos retoma el análisis en nuestro territorio y nos menciona que, en Buda, el comportamiento de los peruanos con respecto a las divisas digitales es de acumulación constante.

“Estaba revisando información interna que tenemos en Buda y estamos comparando el año pasado y por ejemplo, lo que sucedió, al menos en Perú el año pasado, en noviembre, cuando hubo este nuevo máximo histórico, es que la gente empezó a vender sus criptomonedas: la venta superó a la compra. Ahora, más bien, lo que está sucediendo es que no hay muchas liquidaciones de cripto, salvo de los que se dedican a esto en el día a día, pero el común de las personas pasa por un momento de acumulación”.

Asimismo, menciona que existen una agenda pendiente a nivel de educación en criptodivisas mientras que, por otro lado, refiere aún no existe un marco regulatorio que especifique este tipo de negocios en el país.

"Aquí en Perú hubo proyectos, pero no se ha concretado ninguna norma relacionada a las plataformas de criptomonedas. Hay un proyecto de ley en el Congreso que se presentó a inicios de año que aún no ha salido adelante. Eso sí, se sabe que, a nivel de Perú, las plataformas de intercambio de criptomonedas van a ser sujetos obligados ante la Unidad de Inteligencia Financiera. A nivel de prevención de lavados de activos, aún no hay nada, y es probable que se inicie por ahí, y al nivel tributario tampoco hay un pronunciamiento sobre cuál es el tratamiento de las ganancias de las personas naturales que provienen de comprar y vender criptomonedas", finaliza.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico.