Mr Dead Moth
Se pueden oír golpes y sollozos detrás de cámaras | Fuente: Twitter

En la noche del sábado 8 de diciembre, un usuario de Twitter ha publicado un video en el que se aprecia cómo un streamer australiano de videojuegos llamado “MrDeadMoth” abofetea a su esposa embarazada y vocifera insultos hacia ella y su pequeña hija.

La serie de videos difundidos en redes sociales muestran al jugador de Fortnite golpeando hasta en dos oportunidades a la mujer. “Dije que saldré pronto ", dice MrDeadMoth en el clip, antes de soltar su teclado y aparentar que la saca de la pantalla. "No me golpees en la cara", dice ella entre gritos y sollozos de su menor.

El video fue publicado por el usuario @RevvOCE. El portal web Newsweek aseguró contactarse con el usuario a través de los mensajes en directos de la red social y menciona que el video llegó a sus manos debido a sus amigos. Afirma que se contactó con un abogado una vez que el video comenzó a ganar fuerza en línea y ya se ha puesto una denuncia por abuso familiar al respecto.

Una cuenta de Twitter, @Cylints, brindó novedades del caso durante la noche del sábado y la madrugada del domingo. La persona detrás de la cuenta afirma ser un experto en seguridad cibernética, así como un especialista en delitos cibernéticos y forenses. Asegura que Moth, cuyo nombre real es "Luke", había sido arrestado en la madrugada del domingo, pero no se habían presentado cargos en ese momento por lo que quedó en libertad. Asimismo, hackeó las cuentas personales del sindicado, revelando que mantiene un registro anterior de arresto por acoso y asalto.  

Últimas actualizaciones 

La policía de Nueva Gales del Sur arrestó al hombre el domingo, y desde entonces ha sido acusado de asalto común y se le ha entregado una orden de violencia detenida (equivalente a una orden de restricción). Se le otorgó una fianza condicional y se espera que comparezca ante el tribunal el jueves.

"Si bien la mujer no resultó gravemente herida, el incidente la afectó y la sacudió", dijo la policía de Nueva Gales del Sur en un comunicado por correo electrónico. La policía confirmó que dos niñas, de tres y 20 meses de edad, estaban en casa en el momento del incidente. Las cuentas de Twitch y Twitter del sujeto han sido desactivadas.