El Carnaval de Huaraz, una celebración llena de tradición, alegría y cultura

¿Sabías que los ancashinos se preparan por meses para su llegada? Esta es una mirada cercana al Carnaval Huaracino, un evento que reúne belleza, religión, tradiciones culturales y más.  

El desfile de comparsas por las calles de Huaraz está preparado para el 4 de marzo. | Fuente: Prom Perú

Durante estos días, el corazón de los huaracinos se llena de felicidad y emoción. Celebrado durante los meses de febrero y marzo, el Carnaval de Huaraz es una de las fiestas populares más divertidas y pintorescas de la capital de Áncash, que constituye para sus habitantes una forma de integración y fortalecimiento de su identidad cultural.

Esta festividad tiene varias actividades programadas, como el famoso Concurso de Máscaras, el Ño Carnavalón y el desfile de las reinas de belleza de las 20 provincias ancashinas. El jolgorio culmina con un desfile hacia el río Quilla y la elección de los grupos ganadores del baile del carnaval. Anímate a descubrir la capital internacional de la amistad y a vivir por ti mismo esta mágica experiencia.

LAS CRUCES DEL CARNAVAL 

Una demostración artística y religiosa que no se celebra en ningún otro departamento del Perú. Esta festividad nació del culto que rendían los indígenas a los “huancas”, ídolos de piedra que eran considerados como protectores de la comunidad. Más tarde, luego de la incursión española y del proceso de aculturación que experimentaron sus habitantes, la celebración de la cruz se ha convertido en una fusión entre la cultura occidental cristiana y la idiosincrasia andina.

La cruz es celebrada por los campesinos una semana antes del inicio del carnaval. Se distinguen tres tipos: las Cruces Campesinas, pintadas con purpurina plateada, elaboradas a base de weclla o máchitu, una planta silvestre que abunda en el campo, y decoradas con adornos tallados en maguey; las Cruces Bordadas (de carácter citadino) y los Calvarios, especiales para mostrar la pasión y muerte de Cristo.

MÁSCARAS DE HUARAZ

Las primeras máscaras se remontan a la década del 40, cuando el músico y artista don Medardo Alegre Cordero moldeó unas que representaban a los ancianos del lugar. Estas piezas se caracterizaban por sus mandíbulas movibles y desmoladas, cabellos blancos y miradas imponentes.  

Una de las actividades más esperadas del Carnaval Huaracino es el concurso de máscaras, que son trasladadas por las comunidades de Huaraz desde sus pueblos para participar de la celebración. Sin duda, constituyen una gran demostración de belleza y religiosidad para el hombre andino.

Corzo y desfiles de carros alegóricos en el Carnaval de Huaraz. | Fuente: Prom Perú

El Ño Carnavalón

También se realiza la presentación del Ño Carnavalón o José Domingo Carnavalón, personaje que representa la fertilidad. Los ancashinos se disfrazan de esta colorida figura y compiten por el traje más original.

El Rey Momo, el personaje central

A través de la representación del Rey Momo, los lugareños aprovechan para satirizar la sociedad. En la figura creada, expresan el sentimiento del pueblo hacia autoridades y políticos. Este año, se han voceado personajes como Alan García, Keiko Fujimori y los fiscales que cobraron protagonismo en el 2018.

Así, las figuras se convierten en una oportunidad de reclamo popular, pues a través de ellas la población comunica muchas veces su descontento hacia las autoridades de la ciudad. Hay tres etapas que marcan la celebración: la entrada del Rey Momo (acompañado de los enmascarados y las concubinas) en un carro alegórico; el velorio, que se celebra un día antes del miércoles de ceniza de Semanta Santa y el entierro del Rey y la elección de la viuda.

¿Qué opinas?