El estrés altera la terapia para controlar las emociones

El estudio reveló que las reacciones emotivas de las personas se ven perjudicadas tras un cuadro de estrés por más moderado que éste pueda ser.

Está confirmado: Las terapias para trastornos emocionales, entre ellos el temor o la ansiedad pueden verse limitadas por el estrés aún moderado, según informó un estudio de neurocientíficos de la Universidad de Nueva York. 

Elizabeth Phelps, autora del hallazgo, explicó que los científicos han dudado durante décadas que el estrés puede afectar la capacidad para controlar las emociones.

"Éste es el primer estudio que documenta cómo el estrés, aún moderado, puede interferir con las terapias diseñadas para mantener el control de las emociones", señaló.

Los investigadores diseñaron un experimento de dos días para determinar en qué medida estas técnicas funcionan en el mundo real cuando las personas están sujetas al estrés de la vida cotidiana.

Durante el día 1, los investigadores desarrollaron temor entre los participantes mostrándoles imágenes de serpientes o arañas, acompañados de una dosis de descarga eléctrica suave.

Al día siguiente, los participantes fueron divididos en dos grupos, los del estrés y los de control.

Los participantes del grupo del estrés sumergieron sus manos en agua helada por el tiempo de tres minutos, método estándar utilizado por los psicólogos para crear una respuesta de estrés moderado.

Tras el segundo experimento, los investigadores midieron los niveles de cortisol en la saliva de todos los participantes. El cortisol en el cuerpo humano se genera en respuesta al estrés, y los participantes estresados mostraron niveles más altos de cortisol que los del grupo de control.

"Nuestras conclusiones indican que el estrés, aun el moderado como el que se encuentra en la vida cotidiana, puede disminuir la capacidad para el uso de técnicas de control del temor aprendidas anteriormente", concluyó Phelps.