¿Qué explica el nexo entre las bebidas calientes y el cáncer?

Posibles lesiones de las células del esófago por un constante consumo de bebidas calientes, las haría más vulnerables a un posible cáncer.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) lanzó la advertencia de que tomar bebidas muy calientes puede causar cáncer de esófago, pero el mecanismo de acción no es claro, según indicó el reconocido médico oncólogo Elmer Huerta.

El galeno comentó que de acuerdo a la investigación del organismo sanitario, el efecto cancerígeno está asociado a la temperatura (a unos 70 grados centígrados) y no al tipo de bebida.

Pero, ¿Cómo es que beber demasiado caliente puede vincularse a un cáncer? El doctor Elmer Huerta reiteró que el mecanismo de acción "no es claro", pero explicó una posible forma en que esto podría deberse.

El efecto cancerígeno está asociado a la temperatura de las bebidas (a unos 70 grados centígrados). | Fuente: RPP | Fotógrafo: Getty Images

"Se ha observado que si el líquido está a 65 grados centígrados o más, puede causar inflamación de las células del esófago y en la parte baja de este conducto muscular causar cáncer", señaló en el bloque radial Hablemos de Salud de RPP Noticias.

Se refirió a las posibles lesiones de las células del esófago por un constante consumo de bebidas calientes, lo que las haría más vulnerables a sustancias nitrosaminas, algunas con efecto cancerígeno, que se encuentran en los productos de tabaco y en el humo del mismo, así como en muchos alimentos, incluso pescados, cerveza, frituras y carnes.

"Parece que la bebida caliente vuelve muy sensible las células del esófago a sustancias nitrosaminas que están en otros tipos de alimentos. Eso hace que se sensibilicen y formen cáncer. Es la inflamación crónica, la quemadura constante, que hace que cuando se regeneran las células muertas por el calor, algunas crezcan, nazcan mutadas y se forme el cáncer", señaló Huerta.

¿Cuál es la temperatura ideal? La nutricionista Sara Abu Sabbah sugirió beber los líquidos a 45 grados centígrados como máximo, y además recordó que se deben evitar otros factores de riesgo como el tabaquismo. 

Remarcó que la advertencia parte en que la OMS halló una mayor prevalencia de cáncer de esófago en regiones donde se toman bebidas muy calientes, tal es el caso de China, Irán, Turquía y Sudamérica.

"No es el componente del té, el café, las hierbas e incluso la sopa, sino es la bebida tomada a alta temperatura", aclaró.

"No es el componente del té, el café, las hierbas e incluso la sopa, sino es la bebida tomada a alta temperatura", indicó Sara Abu Sabbah, nutricionista y conductora de Siempre en Casa. | Fuente: RPP | Fotógrafo: RPP