SpaceX
Una vista orbital del sitio de lanzamiento de SpaceX en el sur de Texas, con SN10 en la plataforma, a principios de marzo. | Fuente: Maxar

SpaceX está proponiendo crear un puerto espacial en las afueras de Texas, Estados Unidos.

Este fin de semana, se hicieron públicos los dibujos arquitectónicos del puerto espacial de SpaceX otorgados al Cuerpo de Ingenieros del Ejército de Estados Unidos.

El lugar, que planea ser realizado en el extremo sur de Texas, a lo largo del Golfo de México, incluye:

  • Dos plataformas de lanzamiento orbitales, una de las cuales ya está restringida
  • Dos plataformas de lanzamiento suborbitales, una de las cuales ya existe
  • Dos pistas de aterrizaje, una de las cuales ya existe
  • Dos bancos de pruebas estructurales para Starship y el cohete Super Heavy
  • Un gran "parque de tanques" para proporcionar equipo de apoyo en tierra para vuelos orbitales.
  • Una posición permanente para el vehículo totémico "Starhopper" en la entrada del sitio.

Lo sorprendente de este dibujo arquitectónico es su naturaleza compacta, en gran parte porque SpaceX tiene un terreno limitado para trabajar en la instalación y debe incluir estanques de aguas pluviales para mitigar las inundaciones. El espacio será más reducido en comparación al Centro Espacial Kennedy y la Estación de la Fuerza Espacial Cabo Cañaveral.

Texas, la capital de Elon Musk

Con este detalle, cada vez se ratifica que Elon Musk, CEO de SpaceX, mantiene una gran preferencia por Texas para el desarrollo de sus empresas.

Elon Musk quiere incorporar el pueblo cercano de Boca Chica para crear una nueva ciudad llamada "Starbase". Dicha ciudad necesitaría tener al menos 201 residentes y seguir las reglas estatales para la incorporación. Antes de la llegada de SpaceX, la pequeña comunidad constaba de varias docenas de casas. De manera algo controvertida, en los últimos años, la compañía ha buscado comprar o eliminar a los residentes para tener más control sobre sus actividades de lanzamiento cercanas.

Además de satisfacer al Cuerpo de Ingenieros del Ejército, SpaceX también se está sometiendo a una evaluación ambiental por parte de la Administración Federal de Aviación (FAA). Desde que adquirió por primera vez el sitio de lanzamiento del sur de Texas en 2014, el alcance de actividades planificadas de la compañía ha crecido drásticamente, desde aproximadamente 10 lanzamientos de Falcon 9 al año hasta lanzamientos del enorme vehículo Starship. SpaceX está trabajando para proporcionar a la FAA una evaluación ambiental actualizada que luego la agencia federal evaluará.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.