Hungría celebra 200 años del nacimiento del compositor Ferenc Liszt

Fue uno de los compositores europeos más importantes del siglo XIX, quien, a pesar de sus raíces germanas, siempre se sintió magiar.
Foto: lastfm.es

Hungría celebrará a lo largo de todo el año el 200 aniversario del nacimiento de Ferenc (Franz) Liszt, uno de los compositores europeos más importantes del siglo XIX, quien, a pesar de sus raíces germanas, siempre se sintió magiar.

Por eso, el lema del año conmemorativo es precisamente "Je suis hongrois" (soy húngaro, en francés), unas palabras que el músico pronunció cuando le preguntaron en París por sus orígenes.

"Se sentía muy bien en todo el continente, era un verdadero ciudadano europeo", aseguró en declaraciones a Efe Orsolya Erdödy, directora de "Klassz", la oficina que coordina las actividades del llamado "Año Liszt".

Liszt (1811-1886) está considerado uno de los pioneros de la "música programática", que trata de evocar ideas, imágenes extramusicales o estados de ánimo.

El compositor, pianista, director de orquesta y pedagogo musical nació en Raiding, una pequeña localidad que entonces formaba parte de Hungría pero que hoy se encuentra en territorio austríaco.

Su padre, Adam Liszt, era un alto funcionario magiar del Imperio austrohúngaro, y su madre, Ana, era una austríaca oriunda de Krems an der Donau, cerca de Viena.

Su obra llegará este año, en interpretación de numerosos artistas húngaros e internacionales, a las principales capitales europeas, incluida Madrid.

En el marco de esta gira, el grupo de música de cámara "Ferenc Liszt" presentará el 13 de enero próximo varias obras del compositor en el Auditorio Nacional de Madrid, con la esperada presencia del rey Juan Carlos y del presidente húngaro, Pál Schmitt.

Con estos conciertos, Hungría también quiere festejar su presidencia de turno de la Unión Europea (UE), que inició el pasado primero de enero.

A lo largo de su creativa vida, Liszt residió y trabajó en numerosas ciudades europeas, como Viena, París y Londres, entre otras, aunque pasó los últimos años entre Weimar, Roma y Budapest.

El Año Liszt se inaugurará oficialmente el 22 de enero, en el Día de la Cultura Magiar, con un concierto de la Filarmónica Nacional de Hungría, en colaboración con el afamado pianista húngaro Zoltán Kocsis.

"Nuestro objetivo es entablar cooperaciones internacionales, y estamos en contacto con dieciséis festivales y salas de concierto del extranjero, principalmente europeos", explicó Erdödy.

En Hungría se celebrarán diversos festivales, como el de Miskolc, donde se representará "Don Sanche", la única ópera de Liszt.

También en Miskolc, en el este del país, el pianista ruso Denis Matsuev ofrecerá los conciertos de piano de Liszt, justo el día del cumpleaños del maestro, el 22 de octubre.

Un mes antes se reunirán en Budapest varios pianistas de primer nivel, como el alemán Rolf-Dieter Arens, el británico William Fong, el estadounidense Charles Rosen y el coreano Ick-Choo Moon, para interpretar obras de Liszt.

"Queremos presentar una imagen completa del compositor de las "Rapsodias Húngaras", por lo que también nos centraremos en otros aspectos de su obra, como los relacionados con la pedagogía musical y la música religiosa, que él quiso reformar", relató Erdödy.

En este ámbito hay que destacar un concierto previsto en la Ciudad del Vaticano, el 27 de mayo, ante el Papa Benedicto XVI, con la participación de la Filarmónica Nacional de Hungría.

También habrá exposiciones como la titulada "Liszt y Budapest" y una conferencia internacional con la participación de musicólogos sobre la obra del compositor.

Una de las iniciativas más destacas del Año Liszt es el Día Mundial Liszt, el 22 de octubre, para cuando las salas de concierto de todo el mundo le conmemoren presentando su oratorio "Cristo".

Por otra parte, y fuera de los acontecimientos culturales, el Gobierno húngaro ha decidido darle a partir de este año al aeropuerto internacional de Budapest el nombre de "Ferenc Liszt".

EFE