Para todos queda claro que el "rey del pop" Michael Jackson está muerto y que este viernes 25 se recordará el primer año de su sorpresiva muerte.

Sin embargo, si cree que no lo está porque sencillamente, a juzgar por usted, se trata de un estrategia de marketing del cantante de "Thriller" para llamar la atención, no deje de leer esto.

E! Online presentó una pequeña relación de algunas teorías algo descabelladas que podrían encajar perfectamente en sus pensamientos de posibilidad.

1) Existe una versión que señala que el cantante se encontraba totalmente estresado y quería escapar de todo. Cassandra Gretchen Sims, amiga íntima de "Jacko", aseguró al diario de Derek Clontz que el músico fingió su muerte con la intención de reaparecer este mes con una gira mundial para dejar en claro que él es único "rey del pop".

El rumor apareció unos meses después de que se dio la noticia del fallecimiento de Michael, pero parece que nadie dio crédito esto porque ningún medio "popular" lo difundió.

2) Otra teoría que señalaría que Michael Jackson "no está muerto" es que hubo muchas contradicciones en torno a los dictámenes de la oficina de los forenses en cuanto a las causas de la muerte del cantante.

Primero dijeron que fue a causa del Propofol, luego a diversas pastillas para finalmente señalar que fue por drogas ilegales. E! Online se pregunta: ¿Acaso eso no es una contradicción?

Además, Gretchen Sims, ante tanta contradicción, cree poco probable que le hayan realizado una autopsia a alguien que está vivo.

3) Otro punto en que se podría afirmar que Michael no está muerto es que a él le encantaba disfrazarse. Muchas veces, apareció con diversos disfraces. La "amiga íntima" señaló que "Jacko" asistió a su propio funeral con un disfraz irreconocible.

Otra persona contó a E! Online que ese supuesto fantasma de Michael Jackson visto en "Neverland", no fue un fantasma, sino el mismísimo cantante.

Fuera de todo, las incógnitas sobre la muerte de Michael Jackson se mantienen prácticamente un año después, mientras la acusación y los familiares del artista, envueltos en un interminable proceso judicial, buscan un culpable.

Faltan dos días para el primer aniversario de su fallecimiento y aún no están nada claras las circunstancias en las que murió "el rey del pop", pero en el ojo del huracán se mantiene una figura, la del doctor personal del artista, Conrad Murray, presente en los últimos instantes de vida del cantante.