RPP

La Oficina Nacional de Gobierno Interior (ONAGI) es lo más nombrado en el mundo fútbol junto con el nombre del ministro del interior Daniel Urresti, porque no se pueden jugar los Playoffs del fútbol peruano entre Sporting Cristal y Juan Aurich, primero en Chiclayo y luego en Lima.

“Sporting Cristal  paga más de 5 millones al año en impuestos y tenemos derecho a ser atendidos. Todo lo que se ha pedido en los últimos tiempos con ONAGI se ha cumplido: tenemos Cámaras de Seguridad, seguro para el espectador, barras empadronadas y todo lo que se ha solicitado porque trabajamos con Onagi semana a semana”, aseguró el gerente general del club rimense Carlos Benavides desde Chiclayo a RPP Noticias.

Benavides fue claro en enfatizar que “la Constitución dice que la Policía tiene que velar por la seguridad ciudadana fuera del estadio es responsabilidad de la Policía”. “Uno tiene la sensación de mucha pena que el campeonato no se pueda acabar y que el fútbol está en medio de todo esto y el aprendizaje es que hay que sentarse a dialogar, acá no debemos imponer cosas, no ayudan  nada. Vamos a cumplir con lo que se dijo que vamos a jugar después de la COP20”, agregó el directivo.

El ‘Chino’ se manifestó sobre el desgaste que está teniendo el plantel rimense con el tema y espera que se juegue la primera final a partir del 14 de diciembre.

“Es una pérdida económica y un desgaste para relación nuestra con los jugadores y el comando técnico que vinieron sabiendo que había una posibilidad de no jugar, pero el tema era si finalmente se daba, estar acá y apoyar al fútbol peruano estando acá donde se iba a jugar la final”, concluyó.