AFP

Liverpool que todavía no ha superado la marcha del uruguayo Luis Suárez perdió ante el West Ham su tercer partido en la liga inglesa tras cinco jornadas (3-1), un registro gris que le deja en la décima posición en la tabla.

Balotelli todavía no ha mostrado la mejor versión de sí mismo desde que ha regresado a Inglaterra, y el inglés Raheem Sterling se erigió como el mejor de su equipo esta tarde.

Los dos primeros goles del West Ham, dos remates de cabeza desde el área pequeña en los siete primeros minutos de partido, desesperaron en la banda a Rodgers, que vio cómo la última línea de su equipo se quedaba estática en ambas jugadas.

El neozelandés Winston Reid burló primero a los defensores del Liverpool en una jugada ensayada, y el senegalés Diafra Sakho volvió a sorprenderles cinco minutos después, cuando apareció en el segundo palo para rematar el 2-0 sin encontrar resistencia.

[El triunfo del Arsenal]

De poco sirvió que Sterling, en el minuto 26, recortara distancias al disparar con rabia un balón desde fuera del área imposible de detener para el portero español del West Ham, Adrián San Miguel.

Los de Rodgers no supieron aprovechar las oportunidades que fabricaron en la segunda parte y vieron cómo su lucha terminaba en el minuto 88, cuando el West Ham cerró el duelo con el 3-1.

El tanto llegó una vez más a partir de un fallo de la defensa visitante, que regaló un balón en zona peligrosa para que los de Sam Allardyce montaran una contra letal que culminó en gol el francés Morgan Amalfitano.

EFE