Asamblea Universitaria se reúne para decidir futuro de la PUCP

Autoridades y representantes analizan el informe de una Comisión encargada del estudio de la propuesta de la Santa Sede para reformar los estatutos según la Ex Corde Ecclesiae.
Foto: PUCP

La Asamblea Universitaria de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) se reúne en estos momentos para analizar la propuesta de adecuar los estatutos universitarios conforme dispone la Santa Sede.

La Asamblea Universitaria está conformada por el rector de la PUCP, Marcial Rubio, los vicerrectores (3), decanos (12), representantes de profesores ordinarios (28), representantes del Episcopado peruano (5) y representantes de los estudiantes (26).

En la reunión se analiza el informe de la Comisión encargada del estudio de la propuesta del Vaticano para reformar los estatutos, que implicaría la participación del Arzobispo de Lima o “Gran Cardenal” en la designación del rector.

Alrededor de 2.500 manifestantes, entre estudiantes y profesores, protestan en el frontis de la Universidad Católica del Perú, en contra de esta modificatoria que solicita la Santa Sede a la casa superior de estudios.

En el comunicado emitido anteriormente por la PUCP se señala que ningún otro órgano o persona que no sea la Asamblea Universitaria puede aprobar modificación alguna.

La PUCP afirma que como institución se rige por la Constitución del Perú, la Ley Universitaria y su estatuto.

Como institución vinculada a la Iglesia Católica, la universidad mantiene estrechas relaciones con la Conferencia Episcopal Peruana, según establece su estatuto.

Cabe señalar que el Vaticano enviará un cardenal como “Visitador Apostólico” para “colaborar en la solución” del conflicto que se ha generado por el pedido de la Santa Sede para que la Católica adecúe sus estatutos a la Ex Corde Ecclesiae.

Según la encuesta de Ipsos Apoyo, el 83% de la población considera que la Asamblea Universitaria, con el voto de autoridades religiosas, profesores y alumnos, de la Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP) debería elegir al rector.

Por su parte, la Conferencia Episcopal Peruana, integrada por los obispos peruanos, emitió un comunicado en el que piden a las autoridades de la PUPC adecuar sus estatutos según estableció recientemente la Congregación para la Educación Católica de la Santa Sede.

Los obispos acordaron respaldar al arzobispo de Lima, Juan Luis Cipriani, quien se mostró a favor que dicho centro de estudios cumpla con lo dispuesto por la Santa Sede.

El cardenal Cipriani señaló que es falso que el Vaticano pretenda limitar e impedir la libertad de cátedra, quitándoles la autonomía a la Pontificia Universidad Católica del Perú, como algunas autoridades han venido diciendo.