Estado Islámico ataca con cinco coches bombas una ciudad siria

Los ataques se dieron en la cuidad de Al Hasaka en el noroeste de Siria. No se conoce de víctimas mortales por los atentados.
EFE

La organización terrorista Estado Islámico (EI) atacó hoy con cinco coches bomba varias zonas del sureste de la ciudad de Al Hasaka y su extrarradio, en el noreste de Siria, sin que se conozca todavía si han causado víctimas.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos precisó que cuatro de esos vehículos explotaron contra objetivos de las Unidades de Protección del Pueblo, milicias kurdo sirias, en el sureste de la población, escenario de combates entre ambos bandos.

El quinto coche bomba fue detonado contra una concentración de efectivos del régimen de Bachar al Asad en el distrito de Sadkub, en la periferia meridional de la ciudad.

La agencia de noticias oficial siria Sana solo ha informado, por el momento, del estallido de dos vehículos cargados con explosivos en el barrio de Al Vilat al Homr, en el este de Al Hasaka, donde únicamente han ocasionado daños materiales.

Sana, que citó a "fuentes sobre el terreno", atribuyó este doble atentado al EI y aseguró que su objetivo es impedir el avance de las unidades del Ejército y las Fuerzas de Defensa Nacional, milicias progubernamentales, que intentan expulsar a los extremistas de la ciudad.

También fue blanco del EI el edificio del Registro Civil de la localidad, donde impactó un proyectil de mortero que causó un incendio en el inmueble.

Actualmente, las fuerzas armadas sirias tratan de recuperar en Al Hasaka el terreno perdido frente al EI, que el 25 de junio inició un asalto a las áreas controladas por el Gobierno en esta población y ocupó una cuarta parte de su superficie.

En los últimos días, los soldados han avanzado y retomado varios distritos de su sector meridional.

Antes del asalto de los radicales, el 40 % de Al Hasaka, capital de la provincia homónima, estaba en manos de las autoridades sirias, mientras que el 60 % estaba en poder de los kurdos.

EFE