Paisana Jacinta: gerenta del circo sospecha de otros empresarios

La gerenta del circo de La Paisana Jacinta, Hilda Porta, dijo que no recibió amenazas de extorsionadores antes del ataque a carpa en San Juan de Lurigancho.

La gerenta del circo de La Paisana Jacinta, Hilda Porta, aclaró que no recibió amenazas de extorsionadores antes del ataque con una granada de guerra a la carpa instalada en San Juan de Lurigancho y que dejó 11 personas heridos.

Tras precisar que la explosión afectó a los trabajadores del circo y no a espectadores, dijo que maneja dos hipótesis sobre el posible móvil y autor del ataque.

Indicó que su primera sospecha recae sobre las personas que querían ocupar el espacio que finalmente les fue cedido a ellos por autorización municipal. Dijo que, según su criterio, el ataque pudo haber sido perpetrado por estas personas con el fin de "hacer quedar mal al alcalde" del distrito, Juan Navarro Jiménez, en represalia por no haberlos favorecido.

La segunda hipótesis apunta al dueño de unos juegos mecánicos conocido por el sobrenombre de "Galleta" y que también habría pugnado por el espacio donde finalmente se instaló el circo que gerenta.

Afirmó que esta persona manifestó su enojo lanzando amenazas de que los iba a denunciaren los medios de comunicación.

Sobre el personal de seguridad que trabaja en el circo y que según versión del alcalde Navarro es gente cercana al exalcalde del distrito Carlos Burgos, dijo que desconoce la situación porque ella solo se encarga del contrato de los artistas.

No obstante, indicó que si le pareció "raro" estas personas empezaran a "filmar y ver las cosas que habían sucedido" apenas oyeron la explosión , en lugar de actuar como correspondía en una situación de alerta.