Programas concurso vinculados a hechos nefastos

Otros formatos de parecidos a El valor de la verdad´ han estado vinculados a finales trágicos de sus participantes.
Wikimedia

El asesinato de Ruth Thalía Sayas Sánchez, la primera concursante de "El valor de la verdad" (EVDLV) ha causado conmoción en el ámbito local, pero ya este y otros formatos de parecidos programas han estado vinculados a hechos de sangre.

"Nada más que la verdad", la versión colombiana de EVDLV fue levantada en octubre del 2007 tras cinco meses de su emisión, debido a las polémicas confesiones de sus participantes, que incluían delitos como corrupción, narcotráfico y conductas sexuales.

La última entrega del espacio televisivo tuvo como protagonista a Rosa María Solórzano, quien ganó 50 millones de pesos luego de confesar que había contratado a un sicario para deshacerse de su esposo. El crimen no se llegó a concretar.

En "La cena perfecta", un programa de cocina del canal Vox de Alemania, la participante Claudia Boerner (32) fue objeto de burla en el ciberespacio por su delgada figura. La muchacha se suicidó el 10 de marzo del 2012 y la cadena no se hizo responsable.

"El diario de Patricia" en España, en la temporada del 2004, un hombre llamado Ricardo le pidió perdón a su pareja Teodora por sus infidelidades, pero una semanas después el cadáver de la mujer fue encontrado en su vehículo.

En el 2007, una ciudadana rusa fue asesinada por su expareja luego que ella rechazara ante cámaras el pedido de matrimonio que este le hiciera.