Foto referencial

Las autoridades de Newton, en Connecticut, EEUU, utilizan perros como terapia para superar el trauma de la matanza en esa ciudad. Los 25 mil canes de este tratamiento forman parte de la organización Therapy Dogs International.

La asociación Lutherian Church Charities envió 10 perros a Newton a través del programa ‘Perros de Consuelo’.  Este grupo se creó después de la muerte de cinco estudiantes en un tiroteo que ocurrió en la universidad de Northern Illinois en el 2008.

"Su trabajo es el de proporcionar una terapia emocional. Es por eso que estamos aquí", indica Michael Jones, propietario de dos Golden Retrievers, un Border Collie y dos gatos.

En los alrededores de la escuela Sandy Hook, los perros esperan la visita de residentes,  visitantes y periodistas que registran los momentos de afecto y consuelo.