Referencial/EFE

Al menos siete policías murieron y diez resultaron heridos en un ataque este sábado de supuestos guerrilleros maoístas en el estado de Chhattisgarh, en el centro de la India, informó una fuente policial.

El ataque se produjo en una zona remota de montaña en el distrito de Sukma y los heridos, dos de ellos en condición crítica, fueron traslados en helicóptero para recibir asistencia sanitaria en la capital del estado, Raipur, dijo un director general adjunto de Policía, RK Vij, al diario local Hindustan Times.

Alrededor de un centenar de supuestos insurgentes atacaron en una emboscada a un equipo de fuerzas especiales en la zona de Dornapal-Chintagufa, donde en el pasado ya se produjeron varios incidentes de este tipo, según este medio.

Los atacantes arrebataron armas a la Policía, que recibió refuerzos e inició una operación en la zona.

En diciembre, trece miembros de las Fuerzas de Seguridad murieron en una emboscada en Chhattisgardh, mientras que en noviembre siete personas fallecieron en un ataque insurgente en el vecino estado de Jharkhand.

La guerrilla maoísta y sus diferentes facciones tienen sus bastiones en el llamado "cinturón rojo" del centro y el este de la India, donde cuentan con campos de entrenamiento.

La formación comunista está activa en al menos doce regiones y más de un tercio de los distritos de la India, aunque supone una amenaza grave en poco más del 10 por ciento de ellos.

El Gobierno de la India ha declarado a los rebeldes maoístas como la principal amenaza para la seguridad interna.

Según un informe presentado en el Senado indio, 1.922 personas han muerto en los últimos tres años por la violencia maoísta, entre ellos 1.179 civiles, 432 miembros de las Fuerzas de Seguridad y 311 guerrilleros.

EFE