Foto: EFE
El Gobierno colombiano decretó medidas económicas, entre ellas ofrecer privilegios tributarios para comerciantes e inversionistas a fin de recuperar el comercio en la zona de frontera con Venezuela, afectada por la decisión de Hugo Chávez de romper relaciones diplomáticas con el país vecino.

"Esta noche, teniendo en cuenta las dificultades de nuestros compatriotas de frontera, vamos a decretar la Emergencia Social", dijo a periodistas el presidente colombiano, Álvaro Uribe, quien encabezó un consejo de ministros en el que analizó las medidas que se tomaron.

Aunque los decretos que detallan las medidas no han sido expedidos, el presidente Uribe señaló que la primera medida es la de no cobrar el Impuesto de Valor Agregado (IVA) a ciertos productos.

Explicó que la iniciativa alcanzará a "muchos productos de primera necesidad: alimentos procesados, vestuario, calzado, textiles, electrodomésticos, que se vendan en la zona de frontera con la hermana República Bolivariana de Venezuela".

Según Uribe, esta y otras medidas, tienen que ver con la forma en que Colombia enfrenta "con toda la firmeza" el terrorismo y que por eso "hay que proteger a todos nuestros compatriotas de todas las regiones".

Los departamentos de La Guajira, Cesar, Norte de Santander y Arauca se han visto seriamente afectados desde hace un año, cuando el presidente venezolano, Hugo Chávez, decidió congelar las relaciones comerciales con Colombia.

La situación tiende a agravarse luego de que Venezuela rompiera, la semana pasada, relaciones diplomáticas con Colombia a raíz de las denuncias, en la OEA, de la Administración de Uribe sobre la presencia de mandos guerrilleros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN), en el vecino país.

Aparte de la eliminación del IVA, que no se sabe por cuánto tiempo será, también se flexibilizan las condiciones para la instalación de zonas francas en regiones de frontera, cuya inversión inicial será de un poco más de un millón de dólares y no de 36, como lo exige para otras zonas del país.

Otra de las medidas tiene que ver con la realización de macrorruedas de negocios, las que se cumplirán del 5 al 7 de agosto.

"Vamos a llevar compradores de Bogotá, de Medellín, de Cali, de Barranquilla, de Pereira, a Cúcuta, para poder tener un acercamiento con los proveedores allá", señaló el ministro colombiano de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata,

También se realizará una macrorrueda de turismo, simultánea con la macrorrueda de productos, para promover los departamentos de frontera. "Lo que es La Guajira, Cesar, Norte de Santander, Arauca, como destinos turísticos", señaló Plata.

"Ya no estaremos nosotros en el Gobierno, pero los compradores vendrán igual a Cúcuta desde México, Centroamérica, Caribe, Ecuador, Chile, para poder ayudar el comercio de la región", anunció el ministro Plata.

El intercambio comercial entre Colombia y Venezuela llegó, en 2008, a una cifra cercana a los 6.000 millones de dólares.

Hace dos semanas, un informe del Departamento Nacional de Estadística de Colombia (DANE) evidenció que las exportaciones colombianas a Venezuela se redujeron entre enero y mayo de 2010 un 76,6% respecto al mismo periodo del año anterior, debido al bloqueo comercial.

Así, las exportaciones del país a Venezuela entre enero y mayo de 2009 fueron de 2.276 millones de dólares, mientras que en los cinco primeros meses de 2010 sólo sumaron 652 millones de dólares.

EFE