Foto: EFE
El rey Juan Carlos I pasó "muy bien la noche", tras la intervención quirúrgica a la que fue sometido la víspera para extirparle un tumor benigno en el pulmón derecho, indicaron hoy a Efe fuentes de la Casa Real.

La reina Sofía, acompañada de la Infanta Elena, acudió en la mañana de hoy al hospital Clínico de Barcelona para visitar a su esposo, indicaron las fuentes.

El monarca, añadieron, todavía no puede levantarse de la cama, pero podrá ser dado de alta hospitalaria en unos días.

La Reina y la Infanta fueron recibidas en la puerta del hospital por el doctor Laureano Molins, quien dirigió el equipo médico que intervino al Rey; por el director médico del hospital, el doctor Josep Brugada, y por el director gerente del centro, Raimón Belenes.

También se desplazó ya en la mañana de hoy al hospital Clínico el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, para interesarse por la salud del monarca, que se encuentra en la séptima planta del centro hospitalario.

Para las próximas horas se espera, asimismo, la llegada del hijo del Rey y heredero de la Corona de España, el príncipe Felipe, junto a su esposa, la princesa Letizia.

El Príncipe Felipe debe regresar a Madrid desde Costa Rica, adonde acudió ayer a la toma de posesión como presidenta de Laura Chinchilla.

La segunda hija del rey Juan Carlos, la Infanta Cristina, está previsto que visite a su padre mañana lunes, ya que se encuentra en su residencia de Estados Unidos y tiene que viajar hasta España, según fuentes de la Casa Real.

Según el último parte médico hecho público a las 20.00 horas de ayer (18.00 GMT), el rey Juan Carlos evoluciona favorablemente tras la intervención quirúrgica.

El monarca presenta una evolución general y cardiorrespiratoria favorables, y ya inició horas después de la intervención una dieta líquida bien tolerada y la fisioterapia respiratoria habitual.

-EFE