Ambos casos fueron estudiados "con mucha cautela" antes de aplicar la pena capital, aseguraron las autoridades niponas. | Fuente: YouTube / ANNnewsCH

Dos reclusos que habían sido condenados a pena de muerte en Japón fueron ejecutados hoy, informaron las autoridades niponas.

Los ajusticiados en la horca fueron Koichi Shoji, de 64 años, condenado por robo y doble asesinato, y Yasunori Suzuki, de 50 años, por robo y triple asesinato, según dijeron fuentes cercanas al Ministerio de Justicia a la cadena estatal NHK.

Ambos condenados a muerte cometieron crímenes "extremadamente crueles", según dijo en una rueda de prensa el ministro de Justicia, Takashi Yamashita.

El ministro destacó que ambos casos fueron estudiados "con mucha cautela" antes de aplicar la pena capital, y añadió que el Ministerio tiene previsto seguir aplicando estas sentencias a condenados a muerte "siempre que no haya ningún factor que lo impida".

 

Se trata de las primeras ejecuciones en el país desde el pasado diciembre, cuando las autoridades niponas ahorcaron a otros dos reclusos condenados por robo y asesinato.

Con estas últimas ejecuciones, el número total de reclusos ahorcados desde que el primer ministro Shinzo Abe llegó al poder en 2012 asciende a 38.

Japón, que junto con Estados Unidos es el único país industrializado y democrático que aún aplica la pena de muerte, ejecuta en la horca a los condenados en el mayor de los secretos, sin aviso previo a los reos y sin testigos. (EFE)

¿Qué opinas?