Chengdu
Chengdu estuvo en confinamiento desde el pasado 2 de septiembre. | Fuente: AFP

La ciudad central de Chengdu, de 21 millones de habitantes, puso fin este lunes al confinamiento que se hallaba vigente a raíz de un rebrote de la COVID-19 desde el pasado 2 de septiembre, informa hoy la agencia China News Service.

La ciudad "reanudó el trabajo, el transporte y la producción habituales" este lunes, según un comunicado de las autoridades sanitarias locales.

Algunos distritos considerados de bajo riesgo habían recobrado la normalidad desde el pasado 8 de septiembre, pero la mayoría de áreas centrales de la ciudad permaneció bajo el mandato oficial de "todos los residentes habrán de permanecer en principio en sus domicilios", aunque los hogares podían designar a un miembro para salir a comprar víveres.

Durante estas semanas, Chengdu, con un término municipal de un tamaño superior al de Puerto Rico, ha efectuado sucesivas rondas de pruebas masivas PCR a sus habitantes.

Se mantienen medidas

La reapertura de la ciudad no significará el fin de dichas pruebas PCR: los residentes deberán mostrar el resultado de una prueba negativa realizada en las 72 horas previas para entrar a lugares públicos como centros comerciales, parques o restaurantes, un protocolo de pruebas de ácido nucleico "normalizadas" que ya lleva meses vigente en otras grandes ciudades chinas como Pekín.

Este lunes, la ciudad no detectó ningún nuevo contagio local de la COVID-19 y el número de casos activos asciende a 478 sintomáticos y 389 sin síntomas, informó hoy la Comisión de Sanidad de Chengdu.

La ciudad, capital de la provincia de Sichuan, una de las más pobladas del país, es uno de los principales polos económicos de la zona centro y occidental de China. (EFE)

NUESTROS PODCASTS:

- ‘Espacio Vital’: ¿En qué se parecen el fútbol y el coronavirus? El Dr. Elmer Huerta responde: