Otros trabajadores también fueron envenenados con mercurio y otras sustancias. | Fuente: Flickr

En Alemania, un hombre de 26 años murió luego de pasar cuatro años en coma, tras ser envenenado por su colega del trabajo, quien ha sido condenado a cadena perpetua por la corte del estado de Bielefeld, según informó The Independent

Klaus O, de 57 años, pasará el resto de su vida en prisión, luego de que en marzo del 2019 la corte lo encontrara culpable de haber asesinado intencionalmente a su compañero de trabajo, quien quedó en coma a causa de las sustancias colocadas en su comida.

El hombre, quien apelará al veredicto, mezcló los alimentos de sus compañeros de trabajo con mercurio y otros elementos durante varios años. El resultado: una persona que murió tras pasar cuatro años en coma y otras dos víctimas que terminaron con daño renal grave.

Klaus fue detenido en mayo del 2018, luego de que las autoridades accedieran a los  videos de vigilancia que lo muestran colocando una sustancia en la comida de su colega de trabajo durante la hora de almuerzo.

¿Qué opinas?