La explosión no ha dejado heridos hasta el momento. | Fuente: EFE

Un ducto de hidrocarburos explotó este lunes en la localidad de San Agustín Tlaxiaca, en el estado mexicano de Hidalgo, sin que hasta el momento haya informes de heridos ni víctimas fatales.

Según explicó el gobernador Omar Fayad, un grupo de personas se acercó con una camioneta a recoger combustible de una fuga en el ducto de hidrocarburo, cuando se registró la explosión.

Apoyo del Ejército

Fayad precisó que el incendio que causó la explosión en San Agustín Tlaxiaca, "hasta el momento no presenta ningún peligro para la población", pero dijo no poder confirmar si en el vehículo incendiado había personas.

El Ejército mexicano llegó al lugar, donde también se encuentra personal de protección civil del estado de Hidalgo, explicó el gobernador.

Tragedia en Tlahuelilpan

El incidente ocurrió en la comunidad de San Agustín Tlaxiaca, a unos 50 kilómetros de distancia de Tlahuelilpan, donde el pasado 18 de enero ocurrió una explosión que hasta el momento dejó 115 víctimas mortales, según dijo el titular de la Secretaría de Salud, Jorge Alcocer.

Otros 30 heridos siguen hospitalizados, tres de ellos en un centro especializado en Galveston (Texas, EE.UU.).

Desde que llegó al poder el 1 de diciembre pasado, López Obrador comenzó un combate frontal al robo de hidrocarburos que se realiza a través de los ductos de la empresa estatal Pemex, delito que genera pérdidas millonarias para la compañía.

Para tal fin, se reforzó con miles de agentes la seguridad en los ductos y se transportó más gasolina con pipas (camiones cisterna), lo que ha causado una crisis de desabastecimiento en diez estados del país, con estaciones de servicio cerradas y compras de pánico.

De acuerdo con cifras oficiales, tan solo en 2018 el robo de combustible ocasionó pérdidas para México del orden de los 65.000 millones de pesos (unos 3.421 millones de dólares). EFE

¿Qué opinas?