La congresista de Alianza Parlamentaria (AP), Rosario Sasieta, más conocida como la "Señora Ley" fue denunciada por una de sus colaboradoras personales por abuso de autoridad, maltrato psicológico y despido arbitrario.

María Elena Medianeros señaló al programa "Día D", que una de las principales defensoras de los derechos femeninos, Sasieta, la humilló en reiteradas ocasiones durante el tiempo que laboró en su despacho congresal y que en agosto último, la maltrató tras cometer un error ortográfico.

"Es hora de que usted cambie y se saque esa máscara que lleva encima. Eso es todo congresista", sentenció Medianeros, completamente enardecida.

Aquella mujer que años atrás la eligió como su testigo de bodas hoy la acusa de ser una mala persona y de haber engañado a todas las mujeres del Perú, bajo la idea de ser una de las feministas más acérrimas y defensora de las más débiles.

"Usted es una mala y yo estoy acá dando la cara, para decirle al pueblo entero, a las mujeres que hemos sido engañadas por usted", señaló.

Motivos de despido, según Medianeros

"Es así como usted defiende a las mujeres, porque lo que usted ha hecho conmigo no se lo vuelva hacer a nadie. A mis compañeras del despacho sé que a veces hacen labores que hasta las humilla. A veces  pide que le lave los pies y eso no es correcto. Yo no me avergüenzo de haberle lavado los pies porque hasta Jesús lo hizo, pero usted lo hace de una manera maltratándonos", señaló Medianeros.

Explicó que su error fue el haber enviado un correo electrónico utilizando el nombre de la legisladora, el mismo que tenía un error ortográfico. 

"Quedo con la satisfacción de haber sencibilizado", es parte del texto del mail que Medianeros envió a los colaboradores de la congresista Sasieta y el motivo de su despido, debido a que la palabra "sencibilizado" estaba mal escrita (sensibilizado).

"Este es el error que yo cometo. Agarró las sillas las tiró. Agárrenme, agárrenme. Ahorita me desgracio, me voy a matar. Tiraba las sillas y yo con ese terror que cada vez que me acuerdo de eso todo lo tengo acá (su cabeza). Sus malditas palabras que hieren a uno, eso es lo que me revienta que no era la primera vez, lo hizo con otra compañera. Ella al ver esto quizás se arrepienta y no lo vuelva hacer", comentó Medianeros.

Sasieta responde

La defensora de las mujeres e integrante de la Comisión de Presupuesto del Congreso, Rosario Sasieta, desmintió lo dicho por María Elena Medianeros, tras calificarla como una mujer que tiene mucha ambición de poder.

"Tuvo mucha ambición de poder. Miente, el hecho de haber perdido el trabajo y la confianza, el hecho de ya no estar en un despacho de bastante prestigio", dijo Sasieta serian los motivos de la denuncia.

"Mandó un correo usurpando mi cargo, mi nombre. Estoy indignidad porque nadie tiene derecho a  tumbarse un honor, un trabajo", comentó.

Tras reconocer que es una persona vehemente, celosa con su trabajo y que nadie puede usurpar las identidades, la legisladora no descartó iniciar acciones legales.

"Yo a María Elena no la he tocado, no la he insultado. Alcé mi voz, fuerte. Estoy en la estricta obligación de decirle en base de los electores que no voy a permitir que se usen sellos para beneficios personales", sostuvo la legisladora finalmente.