El Hospital Dos de Mayo señaló que el acta de defunción es falsa. | Fuente: RPP Noticias

El ciudadano chino Duanming Zhao se encuentra a punto de perder su local comercial. Según denuncia, terceras personas con documentos falsificados vendieron el lugar luego de que él fue declarado muerto ante el Reniec. En declaraciones a RPP Noticias, su abogado, Jeffeson Cortez, dio a conocer lo ocurrido.

Al enterarse de que su propiedad había sido vendida, Duanming Zhao  se presentó ante ante el Décimo Quinto Juzgado Civil de Lima para solicitar la nulidad. Allí se enteró que entre los documentos que demostraban la supuesta veracidad de la transacción, se encontraba su Acta de Defunción que había sido preentadao por un notario. Según el documento, estaba muerto desde el 20 de enero de 2018.

El lugar de su falsa muerte fue el Hospital Nacional Dos de Mayo. Allí ellos les otorgaron el Certificado de Defunción en el que constataba la supuesta causa de la muerte: un paro cardiaco respiratorio. Sin embargo, el médico que apareció en el documento señaló que esta era falso y que él no lo había firmado.

“En el hospital nos han dado un informe el día de ayer [martes] señalando que nuestro patrocinado no ha sido atendido y no habría ningún tipo de constancia real, verídica, de que existe este Certificado de Defunción”, relató el abogado a RPP Noticias.

Agregó: “No ha sido firmado por este médico y no existe ningún tipo de Certificado de Defunción que mi patrocinado habría muerto en el Hospital Dos de Mayo”. Este se trata de un caso de suplantación de identidad, afirmó Cortez.

La víctima certificó su firma para dar a conocer que él estaba vivo. Migraciones, agregó el abogado, le habría enviado un informe de salida del país en el que señala que este el ciudadano chino se fue de Perú en diciembre de 2017 y no retornó. Debido a los dos documentos falsos, el juez dijo que no hay certeza que el certificado de la firma sea verdadero, por lo que declaró nulo todo lo actuado y archivó el caso de manera definitiva.

El abogado señaló que hay similitudes con el caso de la Red Orellana y no descarta la posibilidad que el notario, quien fue el primero en mostrar el Acta de Defunción, también esté implicado. La denuncia penal ya fue impuesta ante el Ministerio Público y solicita que el Poder Judicial haga caso a la apelación. El dueño del local está a punto de perderlo todo.

¿Qué opinas?